Cifuentes reunió a cerca de 10.000 personas en su Feria

Las Ferias tradicionales cumplieron 14 años luchando contra el frío y la tormenta que sólo aguó los actos de la noche del viernes • Los organizadores estiman que 10.000 personas pasaron por Cifuentes durante el fin de semana • Esta cita contó con la presencia de varios diputados provinciales y del subdelegado de Gobierno


Las Ferias tradicionales de Cifuentes combatieron el frío gracias al espíritu de un pueblo que disfruta con este evento año tras año debido a que supone una forma alternativa de disfrutar de la calidez que esta cita proporciona. Con esta se cumplían ya 14 años y tuvieron que hacer frente a algo habitual, la posibilidad de que el mal tiempo estropease unas jornadas que con esmero habían estado preparando meses atrás. “Hubo una gran tormenta el viernes justo en el momento del pasacalles, y ya se sabe que el agua desluce bastante; pero el tiempo nos respeto los demás días del fin de semana”, señala el portavoz de la Federación de asociaciones ‘Cristo de la Repolla’, responsables de la organización de este evento.

No obstante, el tiempo no fue óbice para que se pudieran desarrollar cuantos actos se habían previsto para estos días donde se disfrutaron de actuaciones de rondallas, mariachis, dulzainas así como espectáculos de títeres para los más pequeños que junto con la ambientación de calle en el entorno del gran mercado que pobló el centro cifontino, hizo que más de uno retrocediera en el tiempo. Para tal fin, muchos de sus vecinos decidieron ataviarse con ropajes de época para así evidenciar más aún este salto en el tiempo y hacer no sólo más real esta feria tradicional, sino que además supone un aliciente más para que los vecinos se integren en la misma así como un atractivo para el turismo. “Ver gente mayor que se ha disfrazado, hasta una madre que ha visto a sus niños de 6 meses o dos años, merece la pena”, indica el propio Martínez para quien, lo más importante de esta Feria “es el espíritu de la gente para que siga adelante”.

Son ya catorce ediciones para una cita que, además es Fiesta de Interés Turístico Provincial y que, contó con la visita tanto del subdelegado de Gobierno, Juan Pablo Sánchez Sánchez-Seco como de diferentes diputados provinciales que quisieron apoyar este evento y se mostraron, según detalla este cifontino, “de lo que mueve la feria, de cómo se vende el pueblo y con lo poco que se hace gracias a las ganas de la gente”. Martínez, también, quiso resaltar la presencia de artesanía de calidad en el mercado medieval donde se buscó la presencia de variedad dentro la misma para así crear un mayor atractivo en el mismo. “La muestra de oficios fue muy bien, especialmente el domingo que fue el día de mayor afluencia de gente”, reseña Martínez que, aunque indica que la afluencia bajo un poco con respecto a años anteriores, si estima que se rozarían las 10.000 personas en el entorno de la Feria durante todo el fin de semana.

Especialmente bulliciosa estuvo la plaza Mayor donde, además, se proporcionó un espacio a la Escuela Taller de la localidad, puesto que están desarrollando un curso de apicultura para que mostrasen lo que están llevando a cabo quienes, además, se ataviaron con las ropas tradicionales de los apicultores de tiempo atrás.

Ahora bien, como ya indica Francisco Martínez, ya se comienza a preparar las del año próximo, confiando en que el Ayuntamiento vuelva a apoyar esta cita económicamente para lograr atraer a la misma una mayor programación aunque, si quisieron agradecer el apoyo logístico y de infraestructura que han prestado para la celebración de estos días de feria.