Conoce la capilla Real de Granada

Conoce la capilla Real de Granada

Luego de la hermosa Alhambra, la Capilla Real es uno de los tesoros turísticos y culturales de Granada, está ubicada en el complejo catedrático de la ciudad, además, en su interior se encuentra el panteón de los Reyes Catolicos, junto con el Juana la Loca, el príncipe Miguel de la Paz y Felipe el Hermoso. 

Es uno de los monumentos más significativos de toda la península Ibérica y se llegó a plantear como el lugar de descanso de todos los monarcas de la época, aunque todo quedó como un proyecto hoy es uno de los lugares turísticos más importantes de todas las personas que viajan a Granada. 

Qué ver en la Capilla Real 

Uno de los arquitectos más importantes de la obra fue Enrique Egas, elegido por la Reina Isabel, ya que le había encomendado construir algunos edificios que marcaron su reinado, como el Hospital Real de Santiago de Compostela, pero la Capilla Real se enmarca entre lo gótico y el Renacimiento. 

En este lugar puedes disfrutar de la magia del ambiente medieval que combina con la edad moderna, es una estructura que refleja la vida de sus fundadores así como elementos históricos para la seguridad del recinto elaborados por los mejores cerrajeros y herreros de la época. 

Lugares emblemáticos de la Capilla Real 

La Lonja: este es uno de los primeros espacios que se encuentra los turistas, aunque Granada se encuentre un poco alejada del mar, recibe este nombre porque fue construida para asentar una banca y el comercio de la ciudad, en la actualidad La Lona sirve de taquilla para adquirir las entradas a la capilla, sus techos son realmente increíbles, destacando sus enormes cuadros con los retratos de Isabel I de Castilla y Fernando II de Aragon. 

El templo: es una bóveda inmensa de cruces que sostiene los pilares de la Capilla Real, las dimensiones del templo están dedicados a San Juan Bautista y San Juan Evangelista, no son estructuras tan grandes, aunque son muy representativas gracia a la decoración de su interior y por el grado de simbolismo que representa en la historia de la época. 

Mausoleo y cripta: la esencia y la razón de construir esta capilla era que formara parte del panteón de los reinos que gobernaron a los españoles, en este lugar se encuentran réplicas de los sepulcros reales de Isabel, Fernando, Juana y Felipe, son auténticas obras de arte que enamoran a cualquier turista que visite el lugar. 

Sacristía y museo: como si fueran faraones de Egipto, los Reyes Catolicos ordenaron que su Capilla Real estuviera repleta de los objetos personales que usaron durante su vida, por lo que en la actualidad se ha convertido en un museo en el que se pueden observar obras de arte, libros, así como artículos litúrgicos que ellos mismos mandaron a confeccionar. 

Sin embargo, algunos de los elementos que más llaman la atención son la corona de la Reina Isabel y la espada del Rey Fernando, símbolos que representan su legado y que hacen que el espíritu de ambos estén presentes en el lugar.