Fin de semana romántico en La Perla

La Perla, en Hiendelaencina, te propone un fin de semana romántico en San Valentín en una casa diferente, con una decoración alejada del rústico rural tradicional, y con un desayuno buffet con repostería francesa y casera, donde no falta el pan de pueblo, los huevos de corral o el embutido de la comarca. La oferta incluye dos noches en habitación doble, desayuno buffet gourmet, una botella de cava y bombones en la habitación, además de una cena romántica con cava la noche del sábado. Todo por 99 euros por persona (iva incluido).


Sonrisas, amor y delicia. La Perla, en Hiendelaencina, es un destino perfecto para celebrar San Valentín, disfrutar del descanso, de la naturaleza, de los senderos o de paseos en bicicleta y descubrir las antiguas minas de plata de la localidad, el románico rural y la época medieval y el vino… En La Perla uno se siente como si estuviera en su hogar, respirando aire puro y en contacto directo con la naturaleza.

Te proponen pasar un fin de semana romántico en una casa diferente, con una decoración alejada del rústico rural tradicional, y con un desayuno buffet con repostería francesa y casera, donde no falta el pan de pueblo, los huevos de corral o el embutido de la comarca. La oferta incluye dos noches en habitación doble, desayuno buffet gourmet, una botella de cava y bombones en la habitación, además de una cena romántica con cava el sábado en el restaurante Savory de la localidad. Todo por 99 euros por persona (iva incluido).

Encanto al acostarse y encanto al despertar, con un desayuno buffet a base de productos naturales, de temporada y serranos: “todo es casero”, explica Isabel Bancheraud, propietaria de La Perla y encargada de preparar este delicioso menú para empezar el día, donde no falta repostería francesa, como una galette de almendra. “Cada mes, hay un dulce estrella en función de la temporada”, añade Isabel. En febrero, es el turno del crepe.

En la mesa no falta un surtido variado donde elegir: salado pero también dulce. ¿A quién no le apetece probar la mermelada casera, los huevos de corral, el pan de pueblo o los embutidos de la comarca?

“Gracias al tiempo recuperado podemos proponer un abanico de productos caseros como mermeladas, jaleas o carne de membrillo, yogures, bizcochos y brioche, para empezar bien el día o recuperar fuerzas después de una jornada de paseos y visitas por la zona”, relata Isabel.

Porque La Perla es perfecta también para los enamorados de la naturaleza, los aficionados al cicloturismo o el senderismo.

Una parada en Hiendelaencina es un lujo, es un pueblo moderno en su estructura, de finales del siglo XIX, y un poblado antiguo típico de la Arquitectura Negra presente en todas las estribaciones de la Sierra de Pela. Sus paisajes son únicos, bañados por el río Bornova. De unos cuatro kilómetros de recorrido, tiene tramos difíciles pero también asequibles, con cascadas, curvas casi cerradas y sobretodo, orillas altas y estrechas. 

Paseo perfecto para hacer en bicicleta es también el que ofrece el sendero que une el canal con el río. Otra opción para elegir es el camino que une la presa y la la central eléctrica. O recorrer en bici el sendero hasta el Alto Rey, donde hay una ermita, o hacer una excursión a los pantanos de Alcorlo y Pálmaces –existe una ruta ciclista que une Congostrina y Pálmaces-.

Hiendelaencina también es parada del Camino del Cid y la casa rural La Perla es punto de sellado del salvoconducto.

El paisaje minero es único testigo de un pasado glorioso donde se puede admirar el esplendor y la decadencia de un pueblo. Un recorrido por las minas permite revivir cómo era la vida en un poblado minero.

Bed and breakfast con encanto 

La casa rural La Perla, recientemente restaurada, es un bed and breakfast con encanto y pertenece a la memoria de Hiendelaencina. Se construyó durante su época de esplendor, cuando las minas de plata proporcionaban riqueza y fama a toda la comarca. 

“En julio del 2011, nuestra familia dejó Madrid para instalarse en la casa ya terminada. Hemos decidido cambiar de entorno, queremos respirar aire puro, disfrutar del silencio y que los niños puedan correr, disfrutar de la naturaleza y camino al cole acariciar a las ovejas”, señala Isabel. 

Esta casa rural, a tan sólo una hora y media de Madrid, presume de exquisitos desayunos con toque francés, toda una experiencia, envuelta en un ambiente cálido y acogedor y una decoración alejada del estilo rústico rural.

“Pretendemos que la estancia sea dulce y placentera. Por eso hemos cuidado la decoración y los materiales: colores claros donde predomina el blanco, sábanas suaves y toallas mullidas, bandeja de bienvenida en cada una de las habitaciones para tomar un café o un té a cualquier hora...”, cuenta Isabel.

La Perla cuenta, además, con una sala de estar donde deleitarse escuchando música o leer un buen libro al lado de la chimenea. Si se prefiere, también hay un nuestro precioso jardín para, simplemente, no hacer nada...

La Perla te invita a dejarte seducir. ¿Quieres?


Para visitar: Arquitectura Negra, rutas de senderismo, patrimonio industrial único en la zona, antiguas minas de plata, rutas en bicicleta y etapa del Camino del Cid (con punto de sellado en la propia casa).

Oferta San Valentín: dos noches en habitación doble, desayuno buffet gourmet, una botella de cava y bombones en la habitación, además de una cena romántica con cava el sábado en el restaurante Savory de la localidad. Todo por 99 euros por persona (iva incluido). 


Casa Rural La Perla. C/La Perla, 29 Hiendelaencina (Guadalajara)

Tel./fax 949 89 90 60  Móvil 616 206 156

Correo:  Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.

Web: http://www.laperla.com.es/ También en facebook y Twitter (@CRlaperla)

Wi-fi gratis en toda la casa. Servicio de canguro. Préstamo de bicicletas.