El Monkee Grow Urban Fest reúne a más de 2.000 espectadores en Cabanillas

La Asociación Cultural Monkee Urban asegura que habrá tercera edición después de una movida jornada juvenil el sábado con conciertos de rap y reggae, graffiteros y piruetas en bici y patín.


Centenares de jóvenes, de Cabanillas, de Guadalajara y muchos llegados desde el Corredor del Henares y Madrid, participaron a lo largo de la jornada del sábado en el 'Monkee Grow Music Festival' que se desarrolló en Cabanillas del Campo.

El Ayuntamiento considera que esta segunda edición del festival, tras la vivida en 2014, ha supuesto "un extraordinario prólogo para los días de Fiestas" y un enorme paso adelante en la dimensión de esta cita centrada en el arte y la cultura urbana, y que ha tenido como plato fuerte toda una noche de música en la plaza de toros portátil instalada en el municipio.

Ya de mañana, desde las 12 del mediodía, los bajos del Centro Joven eran un hervidero de chicos y chicas participando u observando las distintas actividades que se desplegaron. Llamaron la atención los habilidosos del patín en las competiciones de skate, y también la destreza de los aficionados a las bicicletas BMX, que aprovecharon las rampas del centro para ofrecer sensacionales equilibrios, saltos y piruetas. Mientras, el toque de color lo pusieron la decena de “graffiteros” que acudieron al certamen, que llenaron las paredes de sus creaciones. Para ello, previamente se taparon los murales creados en la edición anterior, de modo que la “decoración” externa del Centro ha quedado completamente renovada, a la espera de la próxima edición del “Monkee”, cuando se volverán a crear nuevos graffitis.

Concierto nocturno

El plato fuerte del festival fue el concierto nocturno, con presencia de reconocidos especialistas en música rap en español, reggae, y un cierre con Dj's que prolongó la fiesta hasta las 7 de la mañana. Por el escenario de la plaza de toros pasaron artistas como Darmo, Foyone, Sule B, Juancho Marqués, Green Valey o el rapero-reggae Fyahbowy, que ofrecieron conciertos muy jaleados por las aproximadamente 2.300 personas que se dieron cita en el festival a lo largo de la noche. Tras las actuaciones en directo se puso en marcha un “DJ set” con los pinchas Ikki y Alpaspa.

Mientras todo esto sucedía, los alrededores de la plaza de toros también eran un hervidero de jóvenes de fiesta, que entraban y salían del concierto en función de los turnos de actuación, y que se asentaron en la zona de las casetas de peñas (que abrirán a partir del miércoles), y que este año están asentadas en el aparcamiento frente a la parcela donde ha quedado ubicado la plaza, al lado del Colegio San Blas.

Como aspectos a mejorar, hubo que lamentar la imposibilidad de que actuaran algunos raperos locales, debido a un importante retraso en el inicio del concierto por un problema con la potencia del suministro eléctrico. Aunque el problema se solventó tres horas antes del inicio del festival, las pruebas de sonido de los artistas impidieron dedicar la tarde a las actuaciones locales, y el concierto comenzó pasadas las 21 horas, pero ya con las actuaciones principales del cartel.

Colaboración entre una asociación y el Ayuntamiento

Esta segunda edición del “Monkee Grow Music Festival” ha sido organizada por la Asociación Cultural Monkee Urban, que ha contado con la colaboración del Ayuntamiento de Cabanillas del Campo, que ha aportado todas las cuestiones logísticas propias del evento, como los emplazamientos, escenarios, urinarios y equipos técnicos. También han colaborado en el desarrollo del festival muchos voluntarios de Cabanillas, que aportaron su trabajo desinteresado para que todo llegara a buen puerto, entre los que cabe destacar la presencia una vez más de la Agrupación de Cabanillas de Protección Civil.

Desde la organización se han mostrado muy satisfechos con el resultado del festival, y ya aseguran que habrá tercera edición. “Estamos muy contentos con la acogida de público, y sobre todo con el hecho de que 500 de las entradas vendidas fueran a residentes. Se ha demostrado que en Cabanillas hay muchos 'monkees', y eso es lo que va a garantizar la continuidad de esta cita cultural”, señala el presidente de la asociación organizadora, Javier de Luxán.

Mientras, desde el Ayuntamiento, el concejal Luis Blanco ha querido destacar, además del éxito en la venta de entradas, la absoluta ausencia de incidentes a lo largo de toda la noche, por lo que ha felicitado a los organizadores, a los que ha animado a preparar desde ya la tercera edición del festival para el año 2017.

Fotos: Ayto. de Cabanillas. 

 

Artículos Relacionados