Tierno león

El exvocalista de Sunday Drivers se subió anoche al escenario del Espacio Tyce para presentar su primer disco en solitario, 'Cabeza de león'. Lo hizo ante medio centenar de personas que se sabían sus canciones y le arroparon con aplausos. • Jero Romero estuvo acompañado en directo por Charlie Bautista y el contrabajista Alberto Ferrer.•  En el concierto, que duró hora y cuarto, además de las canciones del álbum, incluyó dos versiones y algunos temas nuevos, como 'Los columpios'. • El cantante lució la chapa de Amigos del Moderno, lamentó su cierre y animó a apoyar la causa.


Nunca tan pocos fueron tan bien avenidos. Nunca un león fue tan tierno. Jero Romero, el exvocalista de Sunday Drivers, presentaba anoche su debut en solitario, 'Cabeza de león', y al Tyce acudieron poco más de 50 personas. Quizás había "muchos fans del Borussia y el Bayern", dijo irónico para encajar este gol, evaporado en cuanto sonaron los acordes leves de 'Túmbate'.  

Jero Romero ha apostado en esta nueva andadura por no andarse demasiado por las ramas y ofrecer canciones semi-desnudas. Así se lo ha pedido el cuerpo y así las mostró ayer, revestidas por el buen hacer de Charlie Bautista, hombre-orquesta, que igual toca la guitarra, que se pone a los palos, que hace los coros; y por el apasionado contrabajista Alberto Ferrer. 

Optaron por un formato trio y por tanto, por un sonido no del todo enérgico pero que invitaba a hacer de las canciones pequeñas píldoras que nos ayudaran poco a poco a hacer una deliciosa digestión. La bonita 'Haciendo eses' puso un punto de sol que continuó con 'Las leves' para hacer parada luego con esa canción llena de dudas y pop sencillo que es 'Reloj de sol'.

"Nos encanta tocar canciones nuevas", dijo entonces Jero, para mostrar nuevos acordes. Sonaron 'Los columpios' y 'Ventanal', dejando entrever que el nuevo trabajo podría incluir canciones menos desnudas y más vestidas. Y entonces llegó 'Narciso', dedicado a la gente que empieza a hablar de sí mismo: "personas que me agotan", dijo. Anoche Jero dedicó el tema especialmente a los que dicen:"yo soy un tío que va con la verdad por delante", arrancando la risa general.

En mitad del concierto, llegó la versión más bonita de la noche: 'El refugio de Superman', de la banda barcelonesa The New Raemon. "Elegimos las veresiones guiados por la envidia", admitió, "porque son canciones que soy incapaz de hacer". Y antes de disparar una 'Intro' -quizás el inicio de la parte final del concierto-, hizo un inciso para explicar por qué llevaba una chapa roja, de la Asociación de Amigos del Moderno de Guadalajara: "no soy mucho de dar discursos políticos", avisó, y brevemente pidió el apoyo para la causa, recordó que el Moderno es "un sitio especial" y animó a ayudar a la asociación, contando a todo el mundo lo que está pasando con este recinto escénico, cerrado hace casi un año.

Con 'Nadie te ha tocado' enfiló el final feliz de este concierto que se hizo corto -"estamos aquí porque queremos tener dos discos pero por ahora, es todo lo que podemos dar", se sinceró Jero-. Enlazaron 'Desinhibida', 'Correcto', la preciosa 'Devolverte' -pese a la rotura del amplificador de la guitarra de Charlie Bautista, problema que se fue arreglando a medida que sonaba la canción- y la bonita 'Sr. Gigante', con la que se marcharon emocionados y agradecidos.

Se pidió bis y no tardaron en regalarlo, con una versión de 'Adelante Bonaparte' del grupo catalán Standstill, y 'El as', con descarga final incluida, que se agradeció después de tanta contención. 

Jero no es un crooner aunque podría serlo. Hay una pizca de swing y mucha delicadeza en este puñado de canciones pop que consiguen adherirse a la piel. Tierno león.

Galería fotográfica:

 

Fotos: E.C.

Artículos Relacionados