“El Ministerio nos dice que no habrá 'pisito' si el Consistorio indica que es inviable”

Abraza el Infantado se reunió este lunes en Madrid para trasladar que la normativa urbanística prohíbe la residencia del duque. • El lunes se verá con el viceconsejero de Cultura y espera que les reciba el Ayuntamiento, que tiene “la pelota en su tejado”. • La plataforma, que ya reúne el apoyo de más de 800 ciudadanos, anuncia que el domingo celebrará el 76º cumpleaños del duque con un “regalo sorpresa”.


Creemos que la pelota está en el tejado del Ayuntamiento”, asegura Abraza el Infantado de vuelta de su reunión este lunes en el Ministerio de Cultura para tratar de frenar el proyecto de construcción de una nueva vivienda para el duque del Infantado, “un casoplón” en palabras de esta plataforma.

Una delegación de cuatro ciudadanos -el arquitecto técnico Jorge Riendas, el productor teatral Joseba García; el exsubdirector del Círculo de Bellas Artes, Javier López-Roberts y la que fuera directora de la Biblioteca, alcaldesa y consejera de Cultura, Blanca Calvo- se reunieron durante hora y media en ambiente cordial y con actitud receptiva, según su valoración, con el director general de Bellas Artes y Patrimonio Cultural, Luis Lafuente Batanero.

Tras escuchar su posición ante este proyecto, el responsable cultural justificó la aceleración en los trámites para construir la residencia del noble: “los abogados del duque están presionando mucho”, según ha explicado esta mañana Calvo a los periodistas convocados junto al Infantado. Así, ha habido dos providencias del juzgado de 2013 y 2016 instando a aligerar el proceso de respuesta a la sentencia que reconoce el “derecho de habitación” del duque en el Infantado.

Cultura manifestó también a estos ciudadanos que “desconocían” que la normativa urbanística municipal prohíbe los planes diseñados desde sus despachos y que hasta ahora el Ayuntamiento no ha advertido sobre ello. Según la plataforma, “les sorprendió” la información que les trasladaron en la reunión de ayer de que la ordenanza municipal número 9 impide la construcción de una residencia en el interior del Infantado, que en el Plan de Ordenación Municipal (POM) consta específicamente como una parcela para equipamiento sociocultural.

En el ministerio nos han dicho que todo esto se lo tiene que informar el Ayuntamiento, que es quien tiene que dar la licencia de obra, y que si les dice eso habrá que buscar otra solución y ver cómo se resarce ese derecho”, ha explicado Calvo. “Han sido taxativos en que si el Ayuntamiento les dice que no se puede construir una vivienda porque contradice la ordenanza, ellos no van a poder hacerla e irán al juez a decir que no pueden cumplir en esos términos la sentencia y ver de qué otra manera es posible”.

Negociar o buscar otro 'hueco'

Abraza el Infantado insiste, como hizo en la asamblea de la semana pasada, en que hay otras alternativas para cumplir con la sentencia diferentes a la construcción del piso de 400 metros cuadrados en la torre del palacio. Entre ellas han aventurado la opción de indemnizar (convertir el derecho de habitación en derecho de crédito) o de reservar un espacio para residencia ocasional en otra zona o en unas dependencias ya existentes. “Esto evitaría hipotecar al Museo Provincial”, ha añadido Calvo, en referencia al modo en que afectaría la construcción del nuevo piso a las depedencias de este centro, que tiene su sede en el Infantado.

La Plataforma aprovechó precisamente su visita a Madrid para tratar sobre el futuro de este museo y para trasladar su apuesta por este recurso cultural: “Hay que invertir para hacer un plan museográfico”, una competencia estatal para que se puedan ampliar las instalaciones gestionadas por la Junta. “Nos dijeron que los fondos que tienen son pequeños, pero que son conscientes de que necesita apoyo y mejoras y que si la Junta presenta un proyecto museográfico estudiarán si es viable”.

Próximas acciones

La plataforma tiene ya respuesta a su petición de reunión con la Viceconsejería de Cultura en Toledo. Este lunes se reunirán con Jesús Carrascosa, a quien trasladarán su oposición a este proyecto y pedirán que intervenga, ya que la Comisión de Patrimonio tiene que emitir un informe pronunciándose sobre la instalación de esta vivienda en el Infantado, Bien de Interés Cultural (BIC) y sede del Museo que gestiona la Consejería.

Hemos solicitado también una reunión con el alcalde y estamos esperando a que nos la den, porque queremos decirle además que no entendemos muy bien que el duque tenga una casa cuando se está intentando que el Infantado sea Patrimonio de la Humanidad, cosas que creemos contradictorias”, ha explicado Joseba García, que ha informado de que en menos de una semana han reunido ya más de 800 socios.

También ha anunciado que alternará estos contactos en los despachos y el “movimiento social” con “acciones lúdicas” en la calle, la más inmediata este domingo 8 de octubre, coincidiendo con el 76º cumpleaños del duque Íñigo de Arteaga y Martín: “No sabemos todavía bien qué haremos, pero vamos a ver qué le regalamos para que desista de sus intenciones”.