El Tribunal de Cuentas detecta dos contratos "irregulares" en Cabanillas

El fiscal jefe del Tribunal de Cuentas abre diligencias por supuestas deficiencias de contratos firmados en 2012, entre los que se encuentra el de la gestión de la Escuela Municipal de Música y Danza. • El alcalde de Cabanillas, José García Salinas, ha presentado un recurso de reposición solicitando el archivo del proceso, al entender que son "errores administrativos de índole menor".


El Tribunal de Cuentas ha abierto diligencias contra el Consistorio de Cabanillas por "presuntas irregularidades" en dos contratos fechados en 2012, entre ellos, el del servicio que se presta para gestionar la Escuela Municipal de Música y Danza. El Tribunal de Cuentas dice que, en este caso, el Ayuntamiento "no tuvo debidamente en cuenta el precio de la licitación a la hora de conceder la adjudicación y que no se ha aclarado debidamente la omisión de este criterio", señalan fuentes municipales en nota de prensa. El otro contrato presuntamente irregular es el de la limpieza y mantenimiento de los jardines, donde el Tribunal ve "deficiencias en la facturación, las cantidades pagadas o el modo de calcular los abonos", explican las mismas fuentes.

Al conocer la apertura de estas diligencias, el alcalde campiñero, José García Salinas ha remitido al Tribunal un recurso de reposición solicitando que se archiven las actuaciones que se han iniciado contra el municipio de Cabanillas. Se trata de "una defensa jurídica que trata de defender los intereses del Consistorio".

A juicio de García Salinas, las irregularidades detectadas por el Tribunal de Cuentas son "realmente asuntos de índole menor, errores meramente administrativos que se han solventado" y además “no ha existido menoscabo alguno en las cuentas públicas”. Por eso, el alcalde ha solicitado que se archiven las actuaciones contra el Consistorio.

El primer edil socialista ha lamentado también "el contratiempo que han generado estos errores en contratos realizados en el mandato anterior" aunque ha querido dejar claro que no quiere “utilizar políticamente” este asunto -los contratos se firmaron bajo el gobierno 2011-2015, que presidió el popular Jaime Celada- y que se ha recurrido porque "lo primero de todo en estos momentos es defender los intereses del Ayuntamiento, y por extensión, los de los vecinos y vecinas de Cabanillas". 

Antecedentes

Las irregularidades se detectaron en el “Informe de Fiscalización de la Contratación de las Entidades Locales de Castilla-La Mancha del año 2012”, un informe público, con fecha de 20 de diciembre de 2014. En este documento, la jefe del Servicio de Compras y Suministros del Tribunal realizaba reparos de irregularidad sobre varios contratos de distintas administraciones locales de la región.