“Si nos desprecian, deben tener una razón ”

Las tres profesionales despedidas por el ERE de la Fundación Cultura y Deporte hablan en su último día de trabajo para culturaenguada.es. • La técnico del teatro, Dolores González, admite que “es un palo tremebundo”. • Crespo, técnico del Museo, no tiene "esperanzas de que volvamos a trabajar en los museos de la región”. • Carlavilla cree que “la Biblioteca no es un castillo de naipes que se pueda tirar de un soplo”.


Dolores González, Concha Carlavilla y Mª Luz Crespo son las tres técnicos despedidas tras el ERE de la Fundación Cultura y Deporte. En su último día, el martes 31 de julio, las tres hablaron para culturaenguada.es. No se creen las razones económicas que la Junta esgrime para hacer recortes y defienden los beneficios que aportan los espacios culturales donde ellas trabajan.

El teatro y la Biblioteca han contado con cero euros de presupuesto para enfilar un 2012 que preveían duro y el del Museo se ha visto reducido respecto a otros años. El ERE ha sido la puntilla, pero hay voces que se han manifestado en contra de los recortes y los despidos. Surgieron sendas campañas de recogida de firmas en la calle y en internet; el 25 de julio, trabajadores de la Biblioteca se manifestaban ante la sede de la Junta en Guadalajara y este jueves, se reunirá en su primera asamblea la recién creada Plataforma en Defensa del Teatro Moderno.


 "El Moderno no sirve para hacer dinero sino cultura"

“Personalmente, es un palo tremebundo”. Quien habla es Dolores González, técnico del teatro durante más de 15 años. La decisión de la Junta de cerrar el Moderno le está costando la salud: “es un sinvivir”, confiesa, y “te duele”. La negociación del ERE está siendo “tranquila y hay buena voluntad pero el ERE está ahí y no veo solución”.

Cerrar el Moderno “es cerrar un sitio de referencia de la cultura en Guadalajara”, una ciudad que “no brilla por sus espacios culturales”. Sus prestaciones –fue recientemente reformado y tiene una dotación “que para sí muchos quisieran” y que es objeto de aplauso de muchas compañías, dice- le han dotado de un carácter propio. Tiene 200 butacas y el tipo de representaciones que acoge “no se pueden dar en el auditorio”, como los espectáculos infantiles. “El Buero no es un sitio cercano… no sé si se han parado a contemplar lo que se hace aquí: concertaciones escolares, teatro en inglés, cosas que no se ven tanto, pero somos el patito feo de la cultura…”, sostiene.

La Junta cierra el Moderno por razones económicas. Barajaba la opción de privatizarlo pero “no ha cuajado”, señala González, “eso está parado”. Además, “al director general de Cultura (Javier Morales) le parece que la cultura no puede ser gratis” pero “el teatro Moderno no sirve para hacer dinero sino para hacer cultura”. En ejercicios anteriores el presupuesto que la Junta destinó al Moderno “era elevado”, reconoce, pero “no era un despilfarro”.

Culturaenguada.es ha intentado sin éxito ponerse en contacto con la Dirección General de Cultura y con la Delegación de la Junta en Guadalajara para que diera su versión de los despidos.

Desde el pasado mes de enero, el presupuesto era “cero” y a pesar de todo, los resultados han sido mejores que en el primer semestre de 2012. Las compañías accedían a actuar solo con la recompensa de lo recaudado en taquilla, gracias a los espectadores “que han pagado su entrada. Ha habido buena respuesta”.

La recién creada Plataforma en Defensa del Teatro Moderno es una iniciativa “válida” para González: “que se sepa que es un espacio que se quiere”. ¿Qué alternativas hay? “La Junta podría ceder el teatro a un colectivo de varias asociaciones culturales o a compañías que gestionen otros espacios… pero para dar un servicio público. Es necesario”.


"Seguiré en mi club de lectura"

La Biblioteca de Dávalos es la que más actividades organiza por habitante a nivel nacional. Es un ránking apreciable pero el ERE de la Fundación dejará en la calle a la técnico de actividades, Concha Carlavilla, que es quien las coordina, planifica y diseña, además de encargarse de varios clubes de lectura, ocho pequetecas, visitas guiadas de colegios, talleres de verano y Navidad, la programación del salón de actos, elaboración de inscripciones (más de 300), recogida, selección de grupos, formación de usuarios, elaboración de un díptico mensual para usuarios y prensa, Día del Libro, la Noche de la Biblioteca…  

¿El futuro? “No creo que se pueda mantener este ritmo de actividades, sin que haya un interlocutor, que en este caso soy yo”, asegura a culturaenguada.es. No obstante, “hay cosas que se mantendrán”, intuye. La cuestión de fondo es ¿por qué? “No sé, las cartas las tendrían que enseñar ellos”, señala en referencia a la Junta de Comunidades.

“Que no hay dinero es una excusa que no se puede creer… con el importe del paro y las indemnizaciones que vamos a cobrar, podríamos tirar tres años, hemos hecho las cuentas… saben a ciencia cierta lo que hacen… quizás quieran instaurar otro modelo público de cultura”, esgrime.

En 2012, la Biblioteca cuenta con “presupuesto cero” para realizar actividades. Se mantiene todo gracias “a los voluntarios”, que “ofrecen a cambio de la satisfacción de dar”, dice Carlavilla.

“¿Por qué se quieren cargar algo que tiene tanta viveza? Si nos desprecian, tendrán que tener una razón”, añade mientras recuerda que “esto es un trabajo de 30 años y ésta es una casa construida con sudor, no es un castillo de naipes que se pueda tirar de un soplo, tiene una consistencia enorme”. 

Personalmente, “seguiré en mi club de lectura como una ciudadana más” porque “a la Biblioteca la siento mía y no pienso alejarme de ella”. Además, me dedicaré a “seguir formándome y buscar trabajo”. Ahora, además de Carlavilla, ocho empleados más están “en vilo”. Son los ocho interinos que trabajan en Dávalos. La Junta prevé eliminar el 80% de este tipo de puestos en la región.


Los despidos son "una mala noticia porque afectan a todos"

Los despidos en el Museo Provincial no han provocado el cierre de este espacio cultural ubicado en el Palacio del Infantado, que espera tiempos mejores para acometer su proyecto de ampliación y modernización, pero dejan sin ‘cabeza’ el departamento de Educación y Acción Cultural del Museo, abierto en 1997.

La técnico del  Museo Provincial, Mª Luz Crespo, otra de las despedidas, asegura a culturaenguada.es no saber aún cómo afectará a este espacio cultural la pérdida de este puesto: “no sólo depende de que esté yo o no sino de que haya dinero para actividades” y el presupuesto que la Fundación Cultura y Deporte de Castilla-La Mancha había destinado al Museo Provincial ya se ha reducido respecto a otros años.

El Museo cuenta, además de ella, con otros dos técnicos, aunque Crespo, que llevaba ligada a la Fundación desde 1997 y era fija desde 2001, era la única que se dedicaba a la organización de las actividades.

Los recortes y los despidos “son una mala noticia” porque afecta “a todos, al teatro, a la biblioteca, a la sección de Deportes” y segura añade: “no tengo esperanzas de que nosotros volvamos a trabajar en los museos de la
región” porque, entre otras cosas, dice: “no hay oposiciones”. 

Pese a todo, Mª Luz Crespo valora la iniciativa popular de recogidas de firmas tanto en internet como en la calle contra el Expediente de Regulación de Empleo de la Fundación Cultura y Deporte.

Las funciones del departamento que coordina Crespo persiguen principalmente acercar el Museo a la sociedad, a través de diferentes tipos de actividades, entre ellas, las visitas guiadas a escolares para que conozcan la exposición permanente ‘Tránsitos’, las exposiciones temporales o el Palacio del Infantado, sede del Museo Provincial.

Además, se pretende sensibilizar al profesorado y facilitar el conocimiento del legado cultural, histórico y artístico del pasado reflejado en el Museo.