Piruetas con la lengua

El narrador zaragozano Oswaldo Felipe presentó en Guadalajara 'Historias de la lengua floja' en el arranque de la XXI temporada del 'Viernes de los Cuentos'. • La sesión fue una entrañable, divertida y genial sucesión de recuerdos de los últimos supervivientes de un circo ambulante, que arrancó con homenaje a Tim Bowley. 


El domador de palabras Oswaldo Felipe trajo anoche a Guadalajara la versión desnuda de su espectáculo 'En la lengua floja', un viaje evocador, divertido y genial, de la mano de personajes como el malabarista Verborio Ripio y el acordeonista Esbelto Arpegio, otrora miembros del gran circo Volatín. Todo en esta sesión, que abrió con buena entrada en el CMI la XXI temporada del Viernes de los Cuentos, fue sucediéndose a través de recuerdos, hilados con piruetas y malabares vocales.

Por el escenario pasaron mozos de pista de lengua vivaracha, el señor Schubiger -a la sazón, director del circo, peculiar lanzador de cuchillos, obsesionado con la poesía, que sorbía su larga baba de forma peripatética-; su esposa Bárbara y sus tres hijos -Juan, Juan Juan y Juan Juan Juan-, dromedarios y camellos o camellos y dromedarios, el profesor Birmania -genial mago que hacía desaparecer lo nunca previsto-, un divertido viaje musical con una orquesta sinfónica que va perdiendo instrumentos por el camino, batallas y botellas y, al final, fantásticos sastres de circo que aprenden a diseñar trajes formidables a través del lenguaje matemático de los malabares.

Todo en esta sesión es ternura y sinceridad. Plausible, la capacidad de Oswaldo Felipe de acertar de lleno con sus construcciones léxicas y juegos de oralidad, donde no da descanso a la lengua. Que estará floja y en realidad, será un prodigio, pero que igual riega el momento con una lluvia de términos esdrújulos que lanza sustantivos en vez de cuchillos o crea la gran bola de las palabras.

Todo anoche fue lúdico y participativo -la interacción con el público fue suprema-, no hubo descanso y te contagiaba sed de historias, de más aventuras y desventuras de este circo itinerante, donde sus últimos supervivientes irradian poesía y los ascensores -un artilugio creado por el propio artista- suenan al subir pisos imaginarios.

Oswaldo invitó, al fin, a sumergirse en un universo romántico, poético y lleno de humor, con ripios mortales, poblado de entrañables personajes de cuento y teñido del espíritu didáctico y juego de la PAI, la compañía zaragozana de la que forma parte.

Su última historia, la del sastre que perdió sus ojos -sólo por un rato- por un truco del profesor Birmania, dejó quizás un tanto desencajado a un público que aplaudió finalmente una gran y bien construida actuación, cuyo prólogo fue la historia de 'El hombre que estaba buscando su suerte', de Tim Bowley, que musicó con un instrumento creado por él mismo. Oswaldo tuvo palabras cariñosas para el narrador londinense, fallecido a principios del pasado junio, y al que el Maratón de los Cuentos también rindió un homenaje en su última edición.

Para finalizar, Oswaldo quiso compartir con el público los 'créditos' de este espectáculo, que incluyó además historias del libro 'Cuando el mundo era joven todavía', de Jürg Schubiger; acrónimos y 'La batalla y la botella', de Nicolás Buenaventura. Confesó, además, que el personaje del profesor Birmania es un homenaje al profesor Bosco de la película 'El circo' (1928), de Chaplin, que recomendó no perderse.

Tras la actuación, la Agrupación Fotográfica de Guadalajara hizo entrega de los premios del certamen de fotografía en Instragram de la última edición del Maratón de los Cuentos. El primer premio fue para Fernando Méndez Ramos y el segundo, para Maxi García. El Premio Joven recayó en Alejandra Granizo Caballo, que además, recibió anoche el primer premio en su categoría (de 12 a 15 años) del II Concurso Nacional de Fotografía en Instagram para Jóvenes #ImaginaElVerano, organizado por la Confederación Española de Fotografía (CEF), con su obra titulada ‘El cielo a tus pies’.

Fotos: Primer, segundo y Premio Joven, del certamen fotográfico en Instagram de la Af/GU. / E.C.

Artículos Relacionados