Clara Sánchez continúa con su ‘venganza’ contra los viejos nazis

La escritora guadalajareña publica ‘Cuando llega la luz’, una prolongación de su exitosa novela ‘Lo que esconde tu nombre’, sobre la presencia de oficiales nazis que han vivido décadas en las costas españolas.


Ha pasado un año y medio desde que Sandra cerró su truculenta historia con un grupo de viejos ancianos nazis en el tranquilo pueblo levantino de Diainium. Eso, el lector lo leyó en un libro anterior. Ahora, al abrir ‘Cuando llega la luz’, se reencuentra con la protagonista en Madrid, junto a un hijo recién nacido, pendiente de estos asuntos cotidianos. Hasta que una nota anónima perturba su paz y la de su amigo Julián, que vive en una residencia de mayores, compartiendo techo con aquellos mismos nazis que en su día le tuvieron prisionero en un campo de concentración.

Clara Sánchez retoma en su nueva novela (Editorial Destino) la impresionante historia que relató en ‘Lo que esconde tu nombre’, la obra con la que ganó el Premio Nadal y de la que lleva vendidos más de un millón de ejemplares. Es, además, su regreso después del Premio Planeta 2013, obtenido con su anterior novela, ‘El cielo ha vuelto’.

Con las dosis de intriga marca de la casa, con personajes que –una vez más– no pueden escapar de su pasado y con un sentido de la venganza que no oculta en las entrevistas de promoción que está ofreciendo en estas fechas, Clara Sánchez presenta ‘Cuando llega la luz’, en la que su editorial promete “una historia de amor y de coraje, de memoria y de culpa, de esperanza y de fortaleza”, así como un relato en el que la autora explora “los límites del mal y la fuerza que se esconde, casi invisible, en el lado más oscuro del ser humano”.

Me he sentido enormemente liberada contando en la novela como Julián, víctima de Mauthausen, se venga de los que le torturaron”, ha confesado la escritora en una reciente entrevista con El Periódico. “A veces me asustaba ver lo mucho que disfrutaba viendo cómo ese personaje se cobraba su venganza”.

Una vez más, Sánchez vuelve a novelar sobre un aspecto un tanto desconocido de nuestra realidad, pero que ella misma conoció de primera mano en los años ochenta en Denia: la existencia de oficiales nazis que, tras la Segunda Guerra Mundial, se refugiaron en las playas de la España franquista. Como explica la propia novelista en otra entrevista, “han sido auténticos monstruos y viven cobijados en el anonimato de los jubilados de la costa española”.

En esta ocasión, además, hay algunos extras de traición y a la historia de los viejos nazis le añade una reflexión novelada sobre los grupos de jóvenes filonazis, un asunto por el que muestra una especial preocupación.

Puede leer aquí el primer capítulo de la novela en un archivo pdf.