Cuatro días entre libros

Novelas, ensayos, historias de Guadalajara, cómics, algunos ejemplares de segunda mano, libros que dan alternativas, con un 10% de descuento. Todos están hasta el próximo 18 de mayo en la plaza Mayor, en la Feria del Libro, que se une al Festival de Poesía con múltiples actividades y firmas de libros. • Alumnos de Primaria y Secundaria del colegio El Doncel participaban en la caseta central de 'Solo Leo'. • Habrá, además, decenas de actividades diarias como firmas de libros, recitales de poesía,, exposiciones y teatro infantil.


Javier Reverte estrena libro de viajes, esta vez a Irlanda. Cristina Morató no abandona la novela histórica y apuesta por las reinas malditas. Fernando Aramburu mete a treinta poetas en un convento de un pequeño pueblo perdido en la España interior en su última novela 'Ávidas pretensiones' y Enrique Vila-Matas, que acaba de ganar el Premio Formentor de las Letras 2014, invita a bucear en las Bienales de arte con 'Kassel no invita a la lógica'. Son algunas de las historias que se agolpan junto a las de héroes infantiles como Puppi o Pollo Pepe, cómics, ensayos, libros alternativos -de política, economía o sociología- y ejemplares de segunda mano, que están en la Feria del Libro de Guadalajara, que este año se ha mudado de La Concordia a la plaza Mayor. 

Hasta el domingo, los guadalajareños podrán aprovechar el buen tiempo para comprar alguna de estas historias, mientras ojean, consultan, se dejan recomendar o, encuentran, sin esperarlo, alguna sorpresa literaria. "Hay que venir a ver los libros en un lugar distinto de la librería", dice convencida Ana María, de la librería LUA. "En la calle, puedes tocar los libros, ver diferentes ofertas, a veces hay cosas originales, aquí los expones de otra forma... y además, se ven las actividades que hay en la ciudad. Siempre nos quejamos de que no se hacen cosas pero luego resulta que es que no vamos". 

"Hay que tener de vez en cuando algún libro, infantil, poesía, novela y de Guadalajara, que te enseñan cosas de nuestra provincia, nuestras fiestas que luego cuando viajamos, porque hay que viajar además de leer, pues tenemos buena información", añade Herrera Casado, editor de Aache.

 Las expectativas de ventas no difieren demasiado de la pasada edición. Para Ana, no son "muy boyantes porque los tiempos están mal", pero no falta "la ilusión". "El tiempo es bueno", añade Antonio. "Las expectativas de venta son buenas porque vamos aumentado el catálogo, hemos pasado de 500 títulos... creo que nadie viene en plan pesimista, sería absurdo".

Los niños, con los títeres 

Mientras los libreros esperan clientes, un grupo de niños de Primaria y Secundaria del colegio El Doncel disfrutan de la segunda sesión de la representación de títeres 'Solo Leo'. En total, 213 niños han pasado esta mañana por esta actividad, que ha permitido escuchar historias de dragones, piratas y casas encantadas. Este viernes, le tocará el turno a otros colegios, y será en inglés, con el libro 'A dog´s life', que han leido en clase dentro del programa 'Guadalajara Lee'. Un programa que el alcalde, Antonio Román, ha remarcado, constituye "un esfuerzo por el bilingüismo" por parte del Ayuntamiento.

El alcalde de Guadalajara, Antonio Román, destacaba en la inauguración la nueva ubicación de la feria que persigue "el fomento de la lectura" junto a las actividades de la caseta central y las actividades de calle, como la exposición 'La lectura en cartel', en los Jardines del Infantado.

Román ha recordado también que el Ayuntamiento aporta 75.000 euros a la organización del Maratón de los cuentos, y al Viernes de los Cuentos, una cantidad anual que, ha dicho, "hace posible llevar a cabo una actividad, que sería imposible hacer de otra manera".

Pero para el Maratón habrá que esperar aún un mes. De momento, la cita con las historias, con los cuentos, arranca este jueves y se alarga el domingo, cuando cerrará sus puertas y toque hacer balance. ¿Y por qué comprar un libro?, preguntamos. "Un libro es irte a otros mundos, meterte en otros personajes, cuando abro un libro nuevo pienso que voy a vivir una aventura nueva", reflexiona Herrera Casado, que no obstante admite que "a veces algunos son un rollo, los hay. De hecho, alguna vez he dejado un libro a medias". Pero para que no ocurra eso a quien pudiera leer esto, recomienda "la novela histórica. Ahora mismo estoy leyendo a Sánchez Adalid 'Treinta doblones de oro', pero 'El mozárabe' es magnífico o 'El Posteguillo' o cualquiera de Julia Navarro. De Aache, me quedo con 'Iconografía románica de Guadalajara' y 'El beso del moro Abengaldón, que este sábado se presentará y que rememora el mundo de El Cid". 

Artículos Relacionados