Los álbumes de la ‘Guadalajara vintage’

Es casi una paradoja que la ‘moderna’ Internet se haya convertido en la aliada perfecta del pasado. La obra digital del fotógrafo Manuel Única y grupos de Facebook como ‘Guadalajara en la senda del tiempo’, ‘Imágenes de la Guadalajara perdida’ o ‘Amigos del Ayuntamiento de Guadalajara’ reviven los recuerdos de miles de personas que comparten instantáneas de lo que una vez fue la capital alcarreña y su evolución. 


Una Plaza Mayor cercada por decenas de árboles donde ahora hay estructuras modernas de hierro y piedra; el cruce de Cuatro Caminos sólo reconocible por el cartel que indica los kilómetros que faltan para Zaragoza, sin el actual tránsito de vehículos y con el polvo característico de las zonas de periferia; casonas que solo quedan en el recuerdo de los más ancianos y que albergaron negocios como carpinterías o pescaderías ya desaparecidas; fotos de la Guadalajara del siglo XIX que toma contacto con las primeras cámaras en circulación, retratando las obras del Panteón de la Condesa de la Vega del Pozo, con los orgullosos sacerdotes de la época en primer plano. Miles de imágenes como éstas, de una ciudad que ya no existe, proliferan de forma paradójica en una plataforma tan de nuestro tiempo como es internet, convertida en una enorme base de archivos pública del recuerdo de la evolución de Guadalajara.  

Buena cuenta de ello lo da el éxito del libro ‘Retrospectivas’, el catálogo interactivo de 275 fotos realizadas por Manuel Única, expuestas en la galería ‘online’ Obra Sobre Papel (y que también se han editado en un libro físico y una colección en edición limitada con diez imágenes, para los nostálgicos). Un viaje por la capital alcarreña en la década de los 80 cuyas imágenes están recorriendo como la pólvora las redes sociales, nido de páginas y grupos como ‘Guadalajara en la senda del tiempo’, ‘Imágenes de la Guadalajara perdida’ o ‘Amigos del Ayuntamiento de Guadalajara’, en donde miles de personas comparten fotos de aquello que fue pero que hoy no existe.

Fotos 1-4: Vista aérea de Guadalajara desde Cuatro Caminos (1967), Plaza de toros de Las Cruces (1972) con la construcción, al fondo, del edificio de Galeprix, inaugurado en 1974; Paseo de la Concordia y Plaza Mayor (década de los años 60) / Grupo de facebook 'Amigos del Ayuntamiento de Guadalajara'.

Fotos 5-8: Vista aérea de la Plaza del Jardinillo (1925), La florista del rincón de Maragato (1984), Obras del Panteón de la Duquesa de Sevillano (1896) y Paseo de San Roque nevado. / Grupo de facebook 'Guadalajara en la senda del tiempo'.

Fotos 9-12: Bar Soria en la esquina con Santa Clara, C/ Doctor Atienza (años 90), Carpintería Julián Gálvez y La Industrial S.A., al lado del parque Sandra. /Juan Claudio Abánades.

Fotos 13-18: C/ Alvarfáñez de Minaya, C/ Mayor, Plaza Virgen de la Antigua, Plaza López de Haro, Plaza Don Pedro y C/ Miguel Fluiters. / Manuel Única.

Ciertos familiares míos eran fotógrafos profesionales. Al fallecer y recoger sus cosas, encontramos muchos negativos y fotografías en papel, así como placas antiquísimas de cristal. Las revelamos y salieron imágenes increíbles”. Así habla la persona detrás de la página de Facebook ‘Guadalajara en la senda del tiempo’, que con casi 3.500 seguidores fue una de las pioneras en mostrar imágenes de lo que fue Guadalajara, incluso siglos atrás. Creada en 2004, aunque abierta al público en 2013, afirma que, aunque no era su intención, ahora le “ilusiona que haya otras personas que aprecien estas fotografías”.

La misma línea sigue el grupo ‘Amigos del Ayuntamiento de Guadalajara’. Eduardo Díaz, un viejo conocido amante de la ciudad como principal impulsor, precisa que, pese a su nombre, no tiene connotaciones políticas. Su objetivo, según Díaz, es “que cuando alguien pasee por una calle, sepa cómo era hace 10, 20 ó 30 años atrás”, situación de la que puede dar cuenta el “turista digital” cuando ve panorámicas aéreas de la capital alcarreña tomadas en la década de los 70 y 80, en pleno éxodo rural. “La gente echa de menos lo que fue Guadalajara”, argumenta cuando se le pregunta sobre el éxito de páginas de este tipo. 

Antiguos establecimientos desaparecidos como la tienda de discos Tipo, la fábrica de hielo y gaseosas La Industrial o el bar Soria repleto de feligreses a la salida de misa son algunas de las fotografías que Juan Claudio Abánades, administrador del grupo ‘Imágenes de la Guadalajara perdida’, ha tomado durante años, retratando el pulso cambiante de la vida de la ciudad. Creado para “enseñar y comentar sobre las fotografías de rincones olvidados”, es otro de los ejemplos más representativos de cómo las nuevas tecnologías han conseguido revivir un pasado en el que los “me gusta” se daban mirando a la cara del vecino.

Reportaje publicado originalmente en la edición impresa de Invierno 2017, de Cultura EnGuada.

Artículos Relacionados