Todos somos mirones

Dieciséis fotógrafos alcarreños, de la Agrupación Fotográfica, demostraron su forma de ver el mundo en la séptima edición de MuÉstrate 2016, una proyección de 400 fotos urbanas, de naturaleza, viajes, retratos y personajes, que mostraron ante cerca de 200 espectadores en el San José. 


La intelectual Susan Sontag dejó escrito que todas las fotografías son 'memento mori'. Aludía no tanto a un tipo de retratos post-morten sino al hecho de que tomar una foto es participar en la mortalidad, en la vulnerabilidad y mutabilidad de una cosa o de una persona. Congelar el momento es, de alguna manera, hacer que se derrita cruelmente el tiempo. Demostrar que con un solo disparo fotográfico se puede ver que la vida es fugaz. Pero no sólo. También que existe un sinuoso camino entre la belleza y la veracidad, que son muchos los placeres del ojo indiscreto y variadas las formas de mirar a través de la cámara. 

Un ejemplo se pudo ver en la tarde del viernes en el San José, donde dieciséis fotógrafos alcarreños proyectaron sus maneras de ver el mundo en la séptima edición 'MuÉstrate', de la Agrupación Fotográfica de Guadalajara, que este año celebra su 60º aniversario.

Dieciséis fotográfos se mostraron tal como son convirtiendo en fotos las miradas que realizaron en sus paseos por la ciudad, en sus viajes. Desde esa Cerdeña sucia y azul de Félix Bravo, al precioso bosque de Irati, en otoño, que Manuel Torres musicó con el 'Long widing road', de los Beatles. Algunos optaron por sumergirse en los colores y las caprichosas formas de la naturaleza -'De paseo por el jardin', de Mª Jesús Abad; 'Otoño', de Agustín Esteban o 'Los juegos del agua', de Luis Márquez, con sus hojas, su espuma, sus nenúfares, sus reflejos...-. Los hermanos Hernández Vañó -Virgilio y Alicia- captaron en blanco y negro estampas fugaces, fantasmales del Tenorio Mendocino e 'instantes de aquí', que firman diferentes viandantes por las calles de Guadalajara. 

 

Fotos: Proyecciones de fotografías de Mariam Useros, Juan R. Velasco, Fernando Méndez y Manuel Marcos. El resto, momentos de la proyección.

Grandes ciudades sirvieron de escenario fotográfico a Juan R. Velasco, que en 'Catalejo' se situó como un observador urbano 'indiscreto', como Juan Carlos Santacana en 'Pasajeros de la vida', al ritmo de una versión acústica de 'Heroes' de Bowie o Ricardo N. Gómez Jodra, al captar el ambiente, los gestos, los cuerpos, los dedos y la felicidad orgullosa del Día del Orgullo en '¡Orgullosos!' mientras suena 'I will survive'. O Mariam Useros que en 'Madrid 'Z' congela reacciones y recuerda con humor que hay zombis entre nosotros y que podemos encontrárnoslos a la vuelta de una esquina, paseando por la calle o sentados a nuestro lado.  

Hubo también en este 'MuÉstrate' varias 'love stories', firmadas por Paúl Rojas y Miriam M. Salaíces, que derrochan caricias, abrazos, besos y amor en recónditas o grandes calles, en campos de espigas y amapolas. Y quien sorprendió con una magnífica colección, como Fernando Méndez en 'Dibujando fotos', donde fusiona la ilustración infantil (o no) con la instantánea como si fuera un apetitoso bizcocho de chocolate caliente con helado de vainilla.

La mirada hacia lo exótico y, al mismo tiempo, cotidiano fue propuesta por Mar Sanz Bernal en 'De color es', una sucesión de rostros de piel negra brutalmente naturales. También por Manuel Marcos que en 'Los niños del agua' nos hace viajar hasta la vida diaria de una humilde aldea flotante del lago Tonlé Sap, en Camboya. Y por Eduardo Bonilla que se sumerge en color en la secular tradición de la 'Rapa das bestas' que celebra la localidad pontevedresa de Sabucedo los primeros días de julio y que muestra a hombres (aloitadores) y escasamente, a alguna mujer, luchando con equinos salvajes con el fin de cortarles sus crines y marcarles a fuego. 

Así fue esta séptima edición de 'MuÉstrate', variada y bien musicada, donde los espectadores miran lo que los fotógrafos miraron alguna vez. Porque todos somos mirones. Todos, de alguna forma, somos ojo indiscreto y tenemos nuestra particular manera de mirar el mundo.