Un paseo que ni pintado

Un cuadro del Infantado firmado por el horchano Raúl Martín Villarreal gana el Certamen de Pintura Rápida de Ferias, que este año ha concentrado a los pintores a lo largo del eje Fuente de la Niña-Infantado.


Raúl no tenía previsto hacer un cuadro del Palacio del Infantado, pero las nuevas reglas de este año en el Certamen de Pintura Rápida de Guadalajara, que han obligado a los artistas a concentrarse en un paseo entre la Fuente de la Niña y el propio Infantado, le han obligado a cambiar de planes a última hora, darse por la mañana unas vueltas en coche para buscar un emplazamiento y situarse finalmente en la Plaza de los Caídos. Allí ha buscado una perspectiva atractiva artísticamente, pero con la que sabía que además de jugar contra el reloj –había que entregar la obra antes de las cinco de la tarde– tendría que desplazarse en cuanto le alcanzase el sol de justicia que hoy ha caído sobre la capital arriacense.

Al final, al horchano Raúl Martín Villarreal el cambio de planes le ha resultado una bendición, porque no sólo ha obtenido el primer premio, sino que ha estrenado también el palmarés del premio por votación popular patrocinado por el Ayuntamiento, que también se ha llevado. Así que nadie como él le ha dado la bienvenida con tanto entusiasmo a las dos principales novedades del concurso de este año.

Es el primer año que compito en Guadalajara y lo he hecho a lo grande”, confesaba a Cultura EnGuada minutos después de recibir sus dos galardones. El artista, que en esta ocasión ha insistido en su propio estilo, marcado habitualmente por fuertes claroscuros y una luz muy potente, culmina con este doble premio un verano en el que siente que ha dado “un salto de calidad”. Los de Guadalajara se suman a los premios que ha obtenido ya en Almonacid (la semana pasada), Lupiana –donde fue cuarto– y Trillo, donde obtuvo el premio al artista local.

Menos participación, más calidad

El certamen de pintura rápida, un clásico de Ferias que este domingo ha cumplido sus 29 ediciones, ha sufrido este año un descenso de participación, con unos 35 artistas frente a los 45 del año pasado, los 47 de 2014 o los 61 de 2013, aunque sin caer a la cifra de 2012, cuando sólo compitieron 31 pintores. Pese a todo, el concejal de Cultura, Armengol Engonga, destaca que “la calidad incluso ha aumentado”, aspecto que también corroboran otros miembros del jurado, y adelanta que habrá algún incremento en los patrocinios en la próxima edición.

El también teniente de alcalde destaca como positivas las novedades puestas a prueba este año. La primera de ellas ha sido la concentración de artistas a lo largo de un eje en el centro de la ciudad, “que permite que quienes pasean puedan ver el proceso de realización de las obras” y, de paso, que los participantes compitan de manera transparente, sin fotografías ni otras artimañas, a la luz del público. 

También el premio del público, con un cuadro de plata para el ganador, le parece una novedad interesante que tiene todas las papeletas de repetir en la próxima edición. Para incentivar la participación de los alcarreños, el Ayuntamiento ha sorteado unas entradas a los conciertos de Ferias entre todos los que han emitido su voto. El público ha aprovechado la exposición de las obras en la plaza de Santo Domingo, antes de la entrega de premios, para ver el resultado de los cuadros realizados durante todo el día.

El segundo premio del certamen (1.000 euros, patrocinado por La Caixa-Caja Guadalajara) ha ido a parar a una obra realizada por María Victoria Moreno, ganadora del certamen en las dos ediciones anteriores. Pilar Santamaría San Juan ha obtenido el tercer premio (800 euros, patrocinado por Estación de Servicio Sacramento); Pablo Rubén López Sanz ha obtenido el cuarto ) patrocinado por el Colegio de Arquitectos, 500 euros), Jaime Calvo Izquierdo se ha llevado el quinto (patrocinado por el Colegio de Aparejadores y Arquitectos Técnicos, 350 euros) y Julio Gómez Mena ha ganado el sexto (patrocinado por Grupo Naguerales, 300 euros).

Fotos: R.M.