Leonor de Aquitania, descanso en la capital del románico

Los apartamentos Leonor de Aquitania, en Atienza, ofrecen un descanso a 1.200 metros de altitud en un entorno privilegiado. • Construidos en piedra, madera y forja, imitan los caserones castellanos del medievo, igual que su decoración interior. • Perfectos para conocer el románico, realizar rutas culturales y en naturaleza, no pasar calor y disfrutar de las espectaculares vistas de la campiña atencina.


El eslogan de estos alojamientos dice así:"El mejor sitio para descansar es su casa. Después, la nuestra". Sus propietarios saben lo que ofrecen, y es que los apartamentos Leonor de Aquitania, en Atienza, están completamente equipados para pasar un periodo de vacaciones, mejor aún en verano, con capacidad de ocupación total para 28 personas, a sólo 145 kilómetros de Madrid. Se distinguen por estar ubicados a 1.200 metros de altitud, lo que les hace idóneos y atractivos para quien huye del calor estival, y en un lugar lleno de historia y patrimonio. Atienza, ayer Común de Villa y Tierra y hoy, capital de la ruta del románico rural y punto de partida perfecto para realizar turismo cultural, senderismo y actividades en plena naturaleza.

Los apartamentos

Leonor de Aquitania ofrece cuatro casas dúplex, independientes entre sí, con capacidad hasta 6 y 8 plazas cada una, completamente equipadas con mobiliario, menaje y electrodomésticos así como 3 o 4 dormitorios dobles. Están construidas en materiales nobles -piedra, madera y forja- imitando a las plazas castellanas del medievo, igual que su decoración interior.

Disponen de calefacción, televisión, wifi, lavadora común, ACS, dos patios y aparcamiento. Situados junto al supermercado del pueblo y la panadería, estos alojamientos se encuentran en un edificio nuevo con aspecto antiguo porque sus propietarios han querido imitar las plazas castellanas, como la atencina plaza del Trigo, edificada sobre soportales con columnas de madera que sujetan una galería corrida, en sus orígenes abierta y posteriormente cerrada para dar amplitud a las viviendas. Se alquilan en régimen de alquiler completo.

Ideal para visitar Atienza

Atienza, la localidad donde se sitúan estos apartamentos rurales, es un auténtico museo viviente. Conserva siete iglesias en pie, cinco de ellas con restos románicos de enorme valor artístico y cultural y tres, convertidas en museos: el de arte religioso de San Gil, el paleontológico de San Bartolomé y el de la cofradía de La Caballada en la Trinidad. Pero, además, pasear por las calles atencinas ya es un atractivo en sí mismo. En cada rincón, el visitante se topa con una puerta bajo la muralla rematada con arco apuntado, un paño de dicha muralla intacto al paso del tiempo, la fachada de un antiguo hospital, una plaza porticada, un balcón de esquina arquitectónicamente imposible, un ábside románico...

También es visitable la torre del homenaje del castillo, una edificación que, según las crónicas, jamás pudo ser conquistado. La villa llegó a tener tres cinturones de murallas de las que quedan paños, torreones y puertas de entrada y salida, muy bien conservados. Conserva varias casas nobles con sus escudos labrados en piedra, como la casa natal del famoso comunero Juan Bravo. Asimismo, puede apreciarse el ábside del convento de San Francisco (gótico puro inglés), mandado construir por Catalina de Lancaster, señora de Huete y Atienza, primera princesa de Asturias y emparentada con Leonor de Aquitania, ambas descendientes de la casa Lancaster de Inglaterra.

La antigua posada del Cordón es, desde el pasado mes de abril, el Centro de Interpretación de las Tradiciones de la provincia de Guadalajara, que incluye una exposición de 600 piezas tradicionales, refranes, botargas y pantallas interactivas donde conocer oficios y canciones populares.

En gastronomía, el rey es el cordero o asado. Cualquiera de los cuatro restaurantes que se ubican en Atienza lo preparan muy bien.


Rutas culturales a un paso

Los apartamentos Leonor de Aquitania son perfectos para quienes deseen conocer la ruta del románico rural, la ruta de Don Quijote y parte del Camino del Cid. Atienza es capital de la ruta del románico rural y, además, punto de llegada y partida de una jornada del Camino del Cid, así como de la Ruta de la Lana, ramal del Camino de Santiago que va desde Cuenca a Burgos.

Los amantes del senderismo y el turismo cultural disfrutarán con las múltiples propuestas que ofrece el alojamiento: conocer el bellísimo Hayedo de Tejera Negra o emprender camino para recorrer los pueblos de la “Arquitectura Negra” (piedra y pizarra), destacando excursiones como la chorrera de Despeñalagua en Valverde de los Arroyos, el pueblo reconstruido de Umbralejo, la pequeña ciudad encantada de Tamajón o la medieval Sigüenza. O si se prefiere, una excursión a la Hoz de Pelegrina por el río Dulce; la visita a las salinas de Imón; la laguna de Somolinos y el barranco de Borbocid; la hoz de Santamera con varias vías de escalada y su colonia de buitres; la subida al Alto Rey (hoy abrasado por las llamas de los últimos incendios) o el ascenso al Ocejón, el pico más alto de Castilla la Mancha, sin olvidar la ruta del Románico Rural que le llevará de Sigüenza a Villacadima.

Entre 20 y 50 kilómetros de Atienza, y ya en tierras sorianas, es de obligada visita el yacimiento romano de Tiermes, la ciudad de Burgo de Osma con su catedral, la fortaleza califal de Gormaz, Berlanga de Duero con su Colegiata, su castillo y sus calles catellanas, similares a las de Atienza; la singular ermita mozárabe de San Baudelio (no puede irse de la zona sin visitarlo) y el pueblecito amurallado de Rello, así como Almazán y Medinaceli.

Los que busquen pasar un día de “playa”, a 10 kilómetros encontrarán las pozas naturales del río Bornova, a 15 el pantano de Santiuste, a 30 los pantanos de Alcorlo y Pálmaces, y a 35 las piscinas naturales de Cantalojas, fácilmente accesibles y muy visitados en verano. En todos es posible bañarse, y en los pantanos se puede practicar una variedad de deportes náuticos, incluida la pesca -según época-. Y los que decidan darse un chapuzón sin salir del pueblo la piscina municipal se mantiene abierta de junio a agosto.


Para visitar: Atienza, Arquitectura Negra, Hayedo de Tejera Negra, Tiermes, Berlanga de Duero, rutas de senderismo, Camino del Cid, ruta de la Lana, Sigüenza...

Servicios: Alojamientos completamente equipados. Cunas. Wifi gratis en las habitaciones. Admiten mascotas y tarjetas de crédito. Jardín y terrazas. Lugar céntrico y pintoresco, junto a supermercado y panadería. Parking público. Servicio médico 24 horas.


Apartamentos Leonor de Aquitania. Plaza de Mecenas, 5. Atienza (Guadalajara).

Tel. 91 6177292   Móvil 690205744 (Begoña) y 686 341 930 (Paco).

Correo: Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.

Web: http://atienzacasarural.com/ También en facebook.