El baile fluye en el Palacio en el Día Mundial de la Danza

El Día Internacional de la Danza DID 2016 se celebró este viernes en el Palacio del Infantado de la mano de la compañía AmoramarDanza y su directora, la bailarina Victoria Valdearcos Ayala. • Junto al Museo Provincial y el Ampa del colegio público El Doncel de Guadalajara se prepararon actividades para esta jornada conmemorativa. • También la Escuela de Folklore preparó una demostración de música y danza en el San José. 


Por la mañana, en el colegio público El Doncel. Por la tarde, en el Infantado. La compañía AmoramarDanza, que dirige la bailarina Victoria Valdearcos, quiso conmemorar el Día Internacional de la Danza 2016 de la manera más lógica: bailando. Esta jornada, que se celebra cada año en todo el mundo el 29 de abril fue creada por el Comité Internacional de Danza de la Unesco, que propuso la fecha para conmemorar el nacimiento del que se considera creador del ballet moderno, el bailarín y profesor de ballet francés Jean-Georges Noverre, que nació un 29 de abril de 1727.

La jornada permitió acercar la danza al gran público y, especialmente, a los más pequeños. El colegio público El Doncel fue escenario durante los recreos de Infantil y Primaria de una sesión de dos piezas de danza y un danzacuentos, interpretados por los grupos de alumn@s que coordina Valdearcos en este centro educativo.  

Ya por la tarde, el zaguán del Palacio del Infantado se llenó de pequeños bailarines y padres para asistir a un espectáculo dancístico de hora y media, donde actuaron seis grupos de baile, perteneciente al Espacio Karaba de la capital, al gimnasio Sport Center y al Espacio de Danza Ana Viejo de Brihuega: cerca de cincuenta bailarines y bailarinas desde los tres años y hasta la etapa adulta. 

Se disfrutaron coreografías de danza creativa, pero también se ofrecieron números de hip hop a cargo de adolescentes y niños -en este caso, fue una mezcla de danza y juego interpretando 'El Reloj'- además de danza contemporánea por parte de un grupo de adultos, donde también participaba la citada bailarina.

Como clausura a la cita, que siguió más de un centenar de espectadores desde las escaleras del zaguán del Infantado, se repartió el Manifiesto del Día Internacional de la Danza 2016 y se abrió un espacio de jam session donde fundamentalmente los más pequeños fueron los que se lanzaron a bailar de manera improvisada al ritmo de la música.

Música, pero también danza, a esa misma hora también hubo en el salón de actos del Colegio San José, donde la Escuela de Folklore ofreció una demostración de lo aprendido por los alumnos durante este curso. Este año el evento hizo un guiño al libro 'Viaje a la Alcarria', de Camilo José Cela, del que se celebra el primer centenario. 'Viajando por la Alcarria descubrimos nuestro folklore' -así se llamó esta iniciativa- se quiso sumar a través de la danza y la música a las actividades que la Diputación viene organizando con motivo de esta onomástica literaria.

El recital incluyó actuaciones con amplia presencia de instrumentos, ritmos y géneros además de bailes tradicionales de la Alcarria más ligada al Nobel gallego (con la excepción de un pasacalles de Algora), en un año en el que además del centenario del escritor, se festeja el 50º aniversario de su viaje a esta comarca guadalajareña. 

Abrió el festival una rondalla que interpretó la jota de Torija, melodía que fue dando paso a un ramillete de ritmos y bailes: desde la jota de Brihuega a una zambra de Horche, sin olvidar el clásico 'Corre, corre' o el Vals de Ruguilla -ambas, al son de la dulzaina-, la Mazurca de Huetos (con violín), el Fox-trot de Morillejo o el Paloteo de Albalate, para terminar con la 'Canción de corro', a cargo de una rondalla.

 Fotos: E.C.