Un declamador nato para el Arcipreste del Año

  • Imprimir

El actor Manuel Galiana toma el testigo el domingo día 27 del periodista Aberasturi como embajador del Festival Medieval de Hita. • Declamador nato y con una amplísima trayectoria en teatro, cine y televisión, ha participado en varios recitales de Siglo Futuro. • Ha sido la voz narradora de la serie documental del Camino del Cid y hace un año leyó en público versos de poetas alcarreños en los prolegómenos del Bicentenario de Diputación.


Galiana es puro teatro (Madrid, 1941). No es de extrañar que tan acostumbrado a caer por la provincia en los últimos tiempos, la organización del Festival Medieval de Hita, que tiene un altísimo componente teatral en su programación, haya visto en la figura un tanto ‘aquijotada’ de Galiana una perfecta encarnación para el llamado Arcipreste del Año, una suerte de embajador ante el mundo para este evento estival. Voz para pregonarlo no le faltará. Educación y modales exquisitos para su tarea diplomática, tampoco.

Era precisamente la voz de Galiana la que nos guiaba hace apenas un par de años a través de los caminos del Cid en la serie documental para televisión que recorría la ruta literaria que entra en la provincia por Atienza, camino de Molina, y más allá hacia el destierro valenciano de don Rodrigo Díaz de Vivar. Seguramente es el trabajo que liga más directamente los nombres de Galiana y Guadalajara, al menos para el gran público. Sin embargo, no ha sido la única incursión de este actor con tantas tablas en la provincia. La mayoría han venido de la mano de Siglo Futuro, la fundación que preside Juan Garrido, quien será el domingo 27 el encargado de presentar al Arcipreste del Año en la toma de posesión del actor en este cargo que mezcla reconocimiento y simbolismo.

Galiana se convertirá así en el cuarto hombre de las letras y las artes que encarna esta figura, después de José Sacristán, Juan Echanove y Andrés Aberasturi, quien estará presente en el acto en Hita para ceder el testigo. De la figura del nuevo Arcipreste destaca la organización “su brillante y exitosa trayectoria como actor de teatro, cine y televisión”, pero también que “siempre, públicamente, ha mostrado su cariño y predilección por Guadalajara y sobre todo por su provincia, por sus pueblos”.

Crecido sobre las tablas

Pero es, ante todo, un hombre de escena. Un teatrero en toda regla. Un declamador clásico. Aunque comenzó estudiando cine (en la Escuela Oficial de Cine y no en la de Arte Dramático) porque su intención era hacer películas, los caprichos de la vida le anclaron mucho más a las tablas, donde muy pronto se convirtió en uno de los elegidos. No hace tanto se quejaba, en todo caso, de que seguía empeñado en hacer cine, aunque le llamen más bien poco. Quien más lo ha hecho ha sido el director José Luis Garci, que le ha ofrecido tres papeles en los últimos años.

El recuerdo teatral de Galiana se pierde en el blanco y negro de las míticas grabaciones de Estudio 1, donde participó en 26 montajes. De joven hizo y mucho de galán, y ya con los años, se ha metido en el pellejo de inmortales personajes como Cervantes, Freud o Primo-Levi. Ha hecho teatro sesudo y teatro ligero, en 1998 recibió el Nacional de Teatro y en 2012 el XVI Premio Nacional de Teatro Premio Isbert de los Amigos de los Teatros de España, por votación popular.

Resultaría tedioso citar cada uno de los títulos que pasean por la densa biografía artística del madrileño, desde su estreno a principios de los sesenta hasta ayer mismo con ‘Extraño anuncio’ de Marsillach y la última versión de ‘Testigo de cargo’ de Agatha Christie, pasando por los clásicos de siempre como Moliere a muchos del siglo pasado como Mihura, Casona, Valle-Inclán, Ibsen, Miller o el alcarreño Buero Vallejo en ‘Misión al pueblo desierto’ o, de nuevo en las míticas versiones para televisión, ‘El concierto de San Ovidio’. Lo más reciente, en cambio, está en la pequeña pantalla, con su participación en ‘Gran reserva’ y la comedia ‘Vive cantando’.

Galiana en Guadalajara

Ha sido la Fundación Siglo Futuro la que ha brindado al público alcarreño la oportunidad de escuchar versos de poetas de toda índole en la voz de Galiana, a menudo haciendo pareja con María Jesús Valdés o Carmen de la Maza. Lo recordamos prestando su imperioso timbre a la poesía de los hermanos Machado, o en el homenaje a Valentín García Yebra recitando la ‘Medea’ de Séneca. No hace tanto, en torno a un año, lo pudimos ver en el Salón de Actos del San José, en la jornada que inauguraba el calendario del Bicentenario de Diputación, por entonces en los prolegómenos. Puso voz en aquella ocasión a poetas de la tierra.

De la mano de Siglo Futuro saltará a escena también en Hita para, durante un año, dotar a este Juan Ruiz de temporada del alma teatrera que ya tuviera con otros rostros que le han precedido. Será, sin duda, un Arcipreste dichoso, porque lo es cuando actúa, según confesaba a este periodista hace unos años: “Interpretar es lo que más me divierte en la vida y me siento feliz”. Por supuesto, pongan a estas palabras una voz perfectamente modulada y un timbre imponente.