Ullate regresa con “una amalgama de estilos”

La compañía del prestigioso bailarín y coreógrafo presenta este sábado ‘El arte de la danza’. • La obra presenta el recorrido vital de un bailarín desde sus inicios hasta que alcanza el estrellato.  La colaboración con Eduardo Lao permite “mostrar los matices de dos coreógrafos distintos”.


La compañía de ballet de Víctor Ullate regresa al Buero con su nuevo espectáculo, ‘El arte de la danza’, que durante su presentación en marzo fue caracterizada por el conocido bailarín y coreógrafo como “una amalgama de músicas y estilos”. La cita es en el Buero Vallejo de Guadalajara este sábado a las 20:00 horas.

Más allá del academicismo del ballet clásico, “la rabia y la energía de los bailes de calle, el fuego y la pasión de la escuela española, la sensualidad y la plasticidad de los bailes latinos son también parte” de este espectáculo que, según la compañía, es apropiado para todo tipo de públicos porque la danza es “sentimiento, color y música, lo es todo”.

Con música de clásicos como Mozart, Wagner y Donizetti hasta temas de música popular moderna como ‘Malo’ de Bebe, el espectáculo dirigido por Víctor Ullate y Eduardo Lao pretende mostrar a través de una fusión de estilos y ritmos el recorrido que atraviesa un bailarín desde que comienza hasta que triunfa sobre los escenarios.

“Con ‘El Arte de la Danza’ hemos querido mostrar los distintos matices y caracte­rísticas que dos coreógrafos distintos son capaces de captar de cada elemento, pues cada uno capta de distinta forma las diversas sensibilidades de cada elemento o Bailarin de los que dispone”, aseguran Ullate y Lao.

Un maestro en un arte relegado

El director y coreógrafo de este espectáculo señalaba hace unos meses que su obra muestra las “posibilidades que tiene la danza” y recordaba que España tiene una fuerte tradición de baile, aunque ahora es un arte cada vez menos valorado, “al contrario de lo que está ocurriendo en otros países, donde está en auge”.

Ullate es casi un habitual del escenario alcarreño, lo cual resulta todo un lujo para el público: el artista zaragozano, que ha impreso un sello personal a la danza, es Premio Nacional de Danza, Medalla de Oro de las Artes en 1996 y Max de Honor en 2008.

Tras una salida traumática del Ballet Nacional, Ullate creó en 1983 la escuela de danza que lleva su nombre, que ha sido a la postre la cantera para el Víctor Ullate Ballet-Comunidad de Madrid, nacido en 1988. Pese a todo, el reconocido artista se ha quejado en los últimos tiempos sobre la falta de apoyo en nuestro país a la danza, que está comprometiendo incluso el mantenimiento de proyectos tan consolidados como el suyo.

También otras voces han alertado sobre ello. “La ingratitud es parte del trabajo, pero el bailarín tiene que hacer dos curas de humildad: ante el espejo cada día y ante el maestro al que le debe todo”, decía en febrero el crítico de danza Roger Salas durante la presentación de ‘La vida y la danza’, las memorias del bailarín. “Como lo tenemos cerca, no le concedemos la importancia que tiene, pero Víctor Ullate es todo un maestro, relacionado con el nacimiento del verdadero ballet contemporáneo español”.