Los jardines del Infantado, "abandonados"

El Grupo Municipal Socialista critica "el lamentable estado" de la zona, que es BIC desde 2014 y forma parte de un edificio que aspira a ser Patrimonio Mundial. • Por eso, piden al alcalde, Antonio Román, que "cumpla con su obligación de conservarlos".  • El concejal de Parques y Jardines, Francisco Úbeda, cree que la causa de estos "desperfectos son unas obras en el muro anexo al torreón" y asegura que se "intensificará el mantenimiento" de la zona, "una vez concluyan". • La edil socialista, Pilar Cuevas, ha rebatido este martes la hipótesis y asegura que provienen "de una obra anterior".


Estanque sin agua, jardines descuidados, grafitis, suciedad en el panel informativo de la entrada y pintadas en los muros. Son algunas postales de la panorámica actual de los jardines del Infantado, Bien de Interés Cultural desde 2014, y que el Grupo Socialista del Ayuntamiento de Guadalajara ha denunciado este lunes asegurando que la zona, anexa al Palacio del Infantado, presenta "un lamentable estado de abandono". En una convocatoria a los medios han exigido al alcalde, Antonio Román, que "cumpla con su obligación de conservarlos adecuadamente" y han puesto de relieve que "la suciedad y una evidente falta de mantenimiento caracterizan ahora un espacio declarado Bien de Interés Cultural y situado junto al monumento más emblemático de la ciudad, que el propio Ayuntamiento ha presentado como aspirante a la declaración de Patrimonio de la Humanidad de la Unesco". 

La viceportavoz socialista, Pilar Cuevas, ha recordado que "la responsabilidad del mantenimiento de los jardines, así como su vigilancia y conservación, recae en el Ayuntamiento en virtud de un convenio suscrito a finales de los años ochenta con el Ministerio de Cultura y la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha". Antes de la firma de ese acuerdo, Cuevas recuerda que el Ministerio invirtió 82 millones de pesetas –casi 500.000 euros– para entregarlos en perfecto estado. 

Sin embargo, "si damos un paseo por los jardines ahora encontramos baldosas rotas, bordillos desprendidos, revestimientos sueltos, pintadas… un deterioro generalizado que, además, puede suponer un peligro para los visitantes por el estado en que se encuentran las escaleras y los pavimentos”. Cuevas también ha indicado "la acumulación generalizada de suciedad, con zonas ajardinadas descuidadas y huecos en los setos que forman el laberinto vegetal, por la desaparición de plantas que no han sido repuestas. Ahora ya se puede entrar y salir casi por cualquier sitio”, ha ironizado Cuevas. "Otro tanto ocurre con el estanque situado a la entrada, completamente vacío y sucio".

Fotos: Grupo Municipal Socialista

"Están desprestigiando la imagen de Guadalajara" 

Para Cuevas, “es inadmisible que el Ayuntamiento tenga los jardines en tal estado de abandono, pero es que, además, contradice de plano las proclamas que hace el alcalde sobre su preocupación por la conservación del patrimonio y la revitalización del centro de la ciudad. Mientras presenta la candidatura del palacio del Infantado para obtener la declaración de Patrimonio de la Humanidad, que cuenta con todo el apoyo del Grupo Socialista, Román tiene en un estado lamentable unos jardines situados en pleno casco histórico, que además forman parte de un conjunto declarado Bien de Interés Cultural junto con el propio palacio”, ha lamentado la edil socialista. 

Por eso, exigen a Román “que se preocupe de recuperar estos jardines, que ahora están desprestigiando la imagen de Guadalajara” y cuyo "abandono incide negativamente en la economía local a través del turismo". A juicio de Cuevas, es un enclave "necesario desde el punto de vista artístico, medio ambiental, económico, turístico y para la dinamización del casco histórico. Y además, un emblema para la ciudadanía de Guadalajara, del que nos sentimos muy orgullosos y al que tenemos un enorme respeto y cariño”.

El Ayuntamiento promete "intensificar las labores de mantenimiento"

El Ayuntamiento de Guadalajara ha salido al paso de las críticas y en nota de prensa señala que "intensificará las labores de mantenimiento y conservación de los Jardines y arreglará los desperfectos". El concejal de Parques y Jardines, Francisco Úbeda, explica que éstos se deben a "las obras de consolidación que el Ministerio de Cultura está realizando en el muro más próximo al torreón de Alvar Fáñez", ya que "presentaba riesgo de caída".

El edil cree que "la causante de parte de los daños que presentan las losetas del parque y la rotura del sistema de riego de esa zona se deben a la maquinaria y vehículos utilizados para realizar los trabajos". No obstante, el Ayuntamiento "reparará los desperfectos una vez concluyan las obras y mejorará las labores de conservación y mantenimiento de las especies vegetales", ha dicho Úbeda.

Cuevas tilda de "muy pobre e incierta" la "excusa" del Ayuntamiento

La viceportavoz del Grupo Socialista en el Ayuntamiento de Guadalajara, Pilar Cuevas, ha señalado este martes en nota de prensa que el deterioro de los jardines del palacio del Infantado no tiene que ver con las obras que se están ejecutando en "una zona muy localizada del muro que los rodea, tal como aseguraron ayer tanto el concejal de Parques y Jardines, Francisco Úbeda, como el propio alcalde, Antonio Román". De hecho, ha advertido Cuevas, "los trabajos previstos en el muro se encuentran paralizados en este momento, precisamente debido a la falta de colaboración institucional del propio Ayuntamiento, que concedió la licencia de obra sin comunicarlo previamente a la Junta de Comunidades para que diera el visto bueno y certificara que se van a respetar todas las cautelas requeridas por la catalogación de Bien de Interés Cultural que tienen tanto el palacio del Infantado como los propios jardines".   

La "excusa del Ayuntamiento es muy pobre y, además, no es cierta. El abandono de los jardines viene de mucho más atrás, como puede comprobar con sus propios ojos cualquiera que vaya a verlos, y es consecuencia de la desidia del alcalde y de su Equipo de Gobierno”, afirma la edil. 

Los desperfectos denunciados ayer por el Grupo Socialista afectan, a juicio de Cuevas, "a todo el conjunto, y de ningún modo están relacionados con las obras a las que se refirió Román sino de la falta de vigilancia por parte del Ayuntamiento, que es el responsable de la conservación de los jardines. Lo mismo ocurre con elementos vegetales que se encuentran muy deteriorados, la falta de árboles en numerosos puntos del trazado o con que haya baldosas rotas por todo el recinto y placas de revestimiento desprendidas en lugares alejados de esas obras". Para Cuevas, "la justificación que ha dado el alcalde ha servido para desvelar que hay otros daños adicionales que sí han sido causados por las obras, y que deberá estar atento para que sean reparados por parte de la empresa que las está ejecutando". 


Actualización de la noticia publicada este lunes a las 17:58 horas.

 

Artículos Relacionados