Así será el futuro Museo del Románico, en Sigüenza

El Centro de Interpretación, ubicado en la iglesia de Santiago seguntina, se dividirá en seis zonas que comprenden desde los conceptos básicos del Románico, al Románico en Sigüenza, Atienza, el resto de la provincia. • La historia de la iglesia tendrá su propio espacio reservado. • El templo seguirá siendo escenario de conciertos benéficos y podría acoger exposiciones de pintura románica. • El concierto de música antigua de Breogán Prego puso punto y final a la presentación.


El proyecto del futuro Centro de Interpretación del Románico Provincial se ha presentado oficialmente en el templo que lo acogerá, la iglesia de Santiago. El Museo del Románico se convertirá "en un punto de reunión donde se canalice la amplia información sobre el Románico actualmente dispersa. Queremos que se pueda, desde aquí, y mediante enlaces con otras entidades profundizar en el conocimiento del Románico tanto como cada visitante quiera”, explicó en la presentación Elena Guijarro, presidenta de la Asociación de Amigos de la Iglesia de Santiago (AISS).

La AAISS plantea la disposición de paneles interpretativos en el centro del edificio, para poder utilizar las paredes de la nave como soporte.El recorrido del visitante futuro arrancará en el vestíbulo, en la zona de recepción, donde recibirá la información antes de entrar en la zona 1: Románico, concepto e historia. En este punto el turista tendrá acceso a los conceptos básicos del arte Románico.

La zona 2 corresponde al Románico en Sigüenza. En ella tendrán representación la fábrica de la Catedral y las iglesias de Santiago y San Vicente. Quedará dividida en dos sub-áreas, una para la Catedral y otra para San Vicente, ya que la descripción de la iglesia de Santiago tendrá un espacio propio.

El resto de las zonas se llamarán Tierras de Sigüenza (3), Atienza y la Sierra de Pela (4), Resto de la Provincia (5) e Historia y descripción del edificio Iglesia de Santiago (6). Habrá además un mapa general de la provincia, que recibirá a los visitantes, junto con una pantalla táctil, donde se recogerá toda la información, tanto la expuesta en los paneles, como aquella, que por su grado de detalle, no tiene cabida en el recorrido de la exposición.

El Centro de Interpretación mantendrá la proyección de audiovisuales en la zona del presbiterio, en la que el visitante podrá ver en sesión continua un reportaje con las fases de la construcción y rehabilitación de la iglesia. En la zona de recepción habrá expositores para libros y publicaciones realizadas sobre el Románico e igualmente se contempla también la posibilidad de exponer reproducciones de pinturas románicas, con la opción de venta.

También, sala de conciertos

La flexibilidad del proyecto y sus paneles le permitirán convivir perfectamente con el uso del edificio como sala de conciertos. La pretensión de la Asociación es “la de mantener las actividades culturales, tales como conciertos y conferencias”, expuso Guijarro. Con este fin, algunos paneles serán móviles y otros fijos. Por último, en la zona de entrada habrá también actividades para niños con el fin de hacerles comprender la magia del sitio y el arte que lo inspiró.

Nuestra intención es que contribuir a que el Centro, y por tanto Sigüenza, como núcleo turístico de primera magnitud, trasciendan sus fronteras físicas. Para conseguirlo, debemos continuar las gestiones para contar con la colaboración de otros municipios, y por tanto de los organismos supramunicipales que correspondan. Necesitamos sinergias a todos los niveles. Hasta ahora hemos obtenido una respuesta satisfactoria cuando hemos ido trasmitiendo nuestra iniciativa y sobre todo sentimos que se trata de algo que nos pertenece a todos, que es una tarea de todos, que hemos comenzado algo importante y que no podemos dejarlo a medias”, concluyó Guijarro.

La segunda fase recuperará el arco original del templo

La primera fase de la rehabilitación de la iglesia, que ha afectado a la sacristía, está ya terminada. Consistió en el saneamiento de la cubierta, eliminando goteras, la reparación de las paredes y la colocación de aislamiento, nueva carpintería en la ventana, solado de tarima y la división del espacio por tabiques. Actualmente, la sacristía cuenta con una zona de almacén, y con dos espacios auxiliares, a modo de camerinos, para uso de los artistas que actúan en la Iglesia en los conciertos benéficos.

La siguiente fase prevista es la del presbiterio, su solado y la reparación de sus paredes. Se suprimirá el peldaño construido para la colocación del altar barroco, y se recuperará el arco original. En ese momento comenzará la colocación de los sillares que ya hay apadrinados.

Se cumple precisamente un año de la presentación de las obras de adecuación por parte de la AISS y del inicio de la campaña Apadrine un Sillar. El colectivo ha querido agradecer la implicación de Pilar Martínez Taboada, Plácido Ballesteros, Primitivo Alguacil, Elena Guijarro y Ricardo Barbas, encargados de estudiar con mayor dedicación el proyecto, que además ha contado, además de asesorías profesionales, con la ayuda de cinco estudiantes en prácticas de la Escuela de Arte de Guadalajara: Oriol Torija, Beatriz Martínez, Raquel Arroyo, Eva Luengo y Jose Carlos García Clemente, que han colaborado en el diseño, la elaboración de planos, de replanteo y listado de sillares, y en la realización de las infografías.

Música del románico para la presentación

El concierto de Breogán Prego y José Antonio Vega puso punto y final a la presentación del proyecto. El recital de guitarra y voz homenajeó a las mujeres compositoras y a los vihuelistas españoles. Prego y Vega repasaron fundamentalmente, aunque no sólo, música del Renacimiento. El recital estuvo basado en el disco del guitarrista 'Cuando las piedras eran tañidas', con otras obras añadidas. 

Además, el concierto repasó la obra de varios vihuelistas españoles del Renacimiento. “Sentimos un gran amor por la música del siglo XVI. La obra de los vihuelistas, que en mi opinión es una de las épocas doradas de lo que se ha compuesto en la península, no ya en ese siglo, sino a lo largo de toda la historia, es además una de las muestras más relevantes del Renacimiento, también a nivel europeo”, explicó Breogán. 

Guitarrista y barítono estuvieron muy a gusto en la ciudad y en la Iglesia: “Hemos tocado sintiendo la libertad de dejar fluir y disfrutar de la música en Santiago. Como edificio, es una maravilla. Estamos orgullosos de haber podido contribuir al proyecto de recuperar la iglesia. Somos partidarios de todo aquello que signifique recuperar patrimonio”, finalizó el compositor.

 

 

 

 

 


Artículos Relacionados