El Museo Provincial, en 300.000 sellos

Correos ha presentado en la sala de las Batallas del Infantado el sello dedicado al Museo Provincial. • De tamaño horizontal -poco habitual-, cuesta 0,54 euros y se ha realizado una tirada de 300.000 ejemplares. • Además de la fachada del Palacio detalla tres objetos del Museo: una escultura romana de mujer del siglo II, un vaso campaniforme y un fragmento perteneciente a una de las sinagogas medievales más grandes conocidas hasta el momento, ubicada en Molina.


El Museo Provincial de Guadalajara es imagen de un nuevo sello que Correos ha presentado en la sala de las Batallas que pintó Rómulo Cincinato. El sello, de tamaño grande -algo poco habitual- y horizontal, mide 74,6x28,2 milímetros y cuesta 0,54 euros. Correos ha hecho una tirada de 300.000 ejemplares que están en circulación desde el 12 de marzo.

El sello, además de mostrar la fachada del Palacio del Infantado, destaca un cuenco campaniforme, "una de las piezas más relevantes del Museo", ha destacado Javier Cuesta, presidente de Correos; un escultura romana de mujer del siglo II y un fragmento decorativo de yeso, recogido en una de las sinagogas medievales más grandes conocidas hasta el momento, ubicada en Molina, decorado con motivos vegetales y geométricos y restos de pintura roja. Además, en el pliego Premium se incluye el cuadro de 'San Francisco recibiendo los Siete Privilegios', de José de Ribera.

La estampa se incluye dentro de la serie Museos, una nueva serie filatélica que difunde las colecciones y centros de arte de distintos lugares de España y que ha inaugurado el Museo de Guadalajara junto con el Museo de Arte Abstracto Español de Cuenca.

El presidente de Correos recordó como hechos importantes sucedidos en el Palacio del Infantado la boda de Isabel de Valois con Felipe II y que fue residencia entre 1700 y 1740 de Mariana de Neoburgo, la última reina consorte de los Habsburgo. La tirada de este sello coincide, además, con el reciente aniversario del Museo Provincial el año pasado. Cumplió 175 años y es el museo provincial más antiguo de España. Tanto el delegado de la Junta, José Luis Condado como el alcalde Antonio Román, han dedicado en sus discursos palabras que han remarcado el contenido de este espacio cultural así como las diferentes sedes que le han albergado. Desde el Palacio de Antonio de Mendoza en 1838 hasta el Palacio del Infantado en 1973.

"Esperamos que este sello sirva para alentar a los ciudadanos a que vengan a visitarlo", ha dicho Condado. "Queremos que Guadalajara deje de ser la gran desconocida desde el punto de vista patrimonial", ha añadido Román.

La presentación ha contado con la presencia añadida del subdelegado del Gobierno, Juan Pablo Sánchez Sánchez-Seco y el presidente de la SEPI, el guadalajareño Ramón Aguirre.

Guadalajara, en 20 sellos

En toda su historia, Correos ha emitido cerca de una veintena de sellos relacionados con Guadalajara y su provincia. El primero, en 1963, se dedicó al escudo de la ciudad pero también ha habido otros alusivos a la autonomía de Castilla-La Mancha (1982 y 2010), al traje típico de alcarreño (1968) y en relación con la Navidad, a la Adoración de los Pastores (1985) , a la Adoración de los Reyes Magos (1989), ambas pintadas por el artista pastranero Juan Bautista Maíno y escenas de Navidad que forman parte de la colección de Bellas Artes del Museo, como el cuadro 'La Virgen de la Leche' (2011 y 2013).

Respecto al patrimonio, Guadalajara ha estado en los sellos dedicados al sepulcro del Doncel seguntino (1968), la Sacristía Mayor de la Catedral de Sigüenza (2011), el monasterio de Lupiana (1986) o los castillos de Molina y Jadraque (2005 y 2001).

Además, se han dedicado sellos a personajes ilustres como Antonio de Mendoza, virrey de Nueva España y de Perú (1966), al fotógrafo José Ortiz Echagüe (1997) o a Camilo José Cela, por su vinculación a la provincia. El Nobel fue estampado en dos ocasiones: una por su obra 'Viaje a la Alcarria', en 1994, y otra, después de su muerte con una foto suya realizada por Alberto Schommer y la impronta del matasellos que había usado para su correspondencia al ser nombrado Cartero Honorario.

"El sello universalizó las comunicaciones"

El presidente de Correos quiso destacar en su intervención que los sellos "son pequeñas obras de arte" y un "vehículo privilegiado para transmitir cultura y valores". No en vano, existen 5 millones de coleccionistas. Los sellos, dijo, nacieron el 1 de enero de 1800 y "fueron forma de pago de los servicios postales", significando "la universalización de las comunicaciones" porque "hicieron posible que todo el mundo pudiera comunicarse". Los sellos, finalizó, son también "base y contenido de transmisión de valores, ideas o lengua, que se quieren difundir".

Artículos Relacionados