Un tesoro en monocromo

La sala Multusos y el Espacio de Arte Antonio Pérez, del Centro San José acogen la exposición de las mejores obras que ha dado el Premio Nacional de Dibujo de la Diputación Provincial. • La muestra se inaugura esta tarde (19 horas) y se podrá visitar hasta el próximo 6 de abril. • La exposición, enmarcada dentro del programa de actos del Bicentenario de la Diputación, resume tres décadas de un concurso donde también se refleja la evolución y la impronta del jurado seleccionador de los premios. • Como ya adelantara CulturaEnGuada, la presidenta provincial ha confirmado que los Premios Provincia recuperarán sus nombres originales y volverán a convocarse en 2013.


Todo comienza en la casa de cristal que dibujó Andrés Barajas y termina en un lugar indeterminado, una esquina quizás, tomando el sol, desnuda y joven. En medio, casi treinta años, los que cumple el Premio Nacional de Dibujo que inició la Diputación Provincial en 1974 y que la celebración del Bicentenario permite recordar y rescatar en forma de exposición hasta el próximo 6 de abril. 

El Premio Nacional de Dibujo 'Antonio del Rincón' ha dejado un tesoro de 72 cuadros que desde hoy se exponen en el Espacio Antonio Pérez y la sala multiusos del San José, convertidas en pinacotecas monocromas, algo único ya en este tipo de certámenes artísticos. 

Lápiz, tinta y carbón, también sanguina en los últimos años -uno de los métodos de dibujo más tradicionales, de carácter cálido y rojizo- dan forma de manera magistral a caracolas, bicicletas, rostros, cuerpos, paisajes, rincones favoritos y hasta veraneantes modernos. 

El comisario, César Gil Senovilla, retratista y secretario del Premio en su primera edición, ha recordado que el certamen nació "como actividad complementaria de la Institución Provincial de Cultura 'Marqués de Santillana". Lo más valioso de la muestra, además de las obras, "es que el jurado ha visto que detrás de cada obra hay un artista, no un aficionado", dice Gil Senovilla. Son dibujos que, en su mayoría, "arrancan de forma figurativa". Abundan los cuerpos desnudos, perfectos y en poses distintas.

Fotos: E.C.

También los retratos -Micaela, Judith, el sabio de arrugas perfectas...-, cariátides que parecen bocetos aún... Pese a todo, no faltan bodegones, ni guiños a lo rural, ni sitios preferidos, ni tareas cotidianas como el afeitado, ni paisajes de cerca o que delaten lejanía, ni estaciones de tren sin vagones de los que apearse, ni recuerdos de guerra... Y luego, hay rostros, muchos. Que se muestran 'a cámara' reales o que, como jugando al escondite, parecen salir de detrás de máscaras recortadas. Son vidas pintadas. 

También hay edificios en construcción y abrazos sin gente y siestas y vergüenza, que ésta también tiene cara.

Vuelven los Premios Provincia con su nombre original

La presidenta provincial, Ana Guarinos, ha anunciado que el premio recuperará el nombre que tomó cuando empezó, el del pintor renacentista alcarreño Antonio del Rincón, y que esta decisión se hará extensiva al resto de premios convocados por la Diputación, como ya adelantara en diciembre a CulturaenGuada la diputada de Cultura, Marta Valdenebro.  

Fotos: E.C.

“Este año, la convocatoria de los Premios recuperará el nombre de todos los artistas que históricamente han estado vinculados a ellos” y “ha sido un empeño del actual equipo de Gobierno, y especialmente del área de Cultura", ha dicho Guarinos, "porque yo siempre he lamentado que desde el año  1999-2000 los Premios que otorgaba la Diputación Provincial de Guadalajara, por razones que nada tienen que ver con el arte o con la cultura, se eliminaran”.  

"La cultura no podía faltar en el Bicentenario", ha añadido la presidenta, después de recorrer la primera de las dos salas de esta exposición, que reúne por primera vez todos los trabajos premiados en el certamen, “una de las colecciones más significativas de nuestros Tesoros Artísticos”. El comisario de la muestra ha querido destacar que se trata de obras con "técnica muy depurada" y que tan importantes son los cuadros como "el jurado", que ha ayudado mucho a entender "la evolución" del propio certamen.


 

Antonio del Rincón, un pintor alcarreño en la Corte de los Reyes Católicos

El pintor que da nombre al Premio Nacional de Dibujo de la Diputación Provincial fue, según el Diccionario histórico de los más ilustres profesores de las Bellas Artes en España, el primero que “empezó en España a usar formas redondas, dando a las figuras carácter y mejores proporciones”. Antonio del Rincón nació en Guadalajara en 1446 y aprendió el arte pictórico en Italia “pudiendo haber sido discípulo de Andrea del Castagno o de Dominico Ghirlandagio. 

Fue pintor de los Reyes Católicos, Fernando II de Aragón e Isabel I de Castilla. De hecho, muchas fuentes le atribuyen la autoría de los retratos que de los monarcas hay colocados en el retablo mayor de la iglesia de San Juan de los Reyes, en Toledo y el de Antonio de Nebrija. Además, según consta en los papeles del Archivo de la catedral toledana, a Antonio del Rincón y a Pedro Berruguete le fueron encargados en 1483 las pinturas  de las paredes del Sagrario Viejo, pero “no pudo ser otro que Antonio del Rincón, pues no hay noticia de quién pudiese desempeñar en aquel tiempo una obra de tanta importancia”, señala el Diccionario histórico, que se ha servido de documentos del Archivo de la Catedral de Toledo. 

Pintor de monarcas, también se le atribuye a Del Rincón un oratorio con puertas  en los Agustinos de Granada y las diecisieta tablas del retablo mayor de la parroquia de Robledo de Chavela, donde el pintor alcarreño representó pasajes de la vida de la Virgen y de las Asunción a los cielos. 

Antonio del Rincón murió en 1500, con 54 años, al servicio de los reyes Isabel y Fernando. 


La exposición Premios Nacionales de Dibujo de la Diputación Provincial se puede visitar de 19 a 21 horas, en el Espacio Antonio Pérez y la Sala Multiusos del Centro San José. Hasta el 6 de abril.