“La denuncia del PP fue un penoso intento de censura”

El Ayuntamiento da a conocer el sobreseimiento de la denuncia del grupo de la oposición contra el alcalde. • El PP criticaba el contenido de ‘Resistencia doméstica’, con obras de arte de Alberto Centenera. • “El auto constata que no había delito, como sabía el PP”, valora el equipo de Gobierno.  “Prácticamente todos sabíamos que la denuncia no iba a ningún sitio”, valora el artista.


El juzgado de instrucción número 4 de Guadalajara ha sobreseído la denuncia presentada por la viceportavoz del PP de Azuqueca, Silvia García Nieto, contra el alcalde de la localidad por acoger en la Casa de la Cultura azudense el pasado mes de septiembre la exposición ‘Resistencia Doméstica’, del artista local Alberto Centenera, que se ha mostrado satisfecho con la decisión: “Prácticamente todo el mundo sabía que esta denuncia no iba a ningún sitio”, aunque en la práctica recuerda que supuso “un penoso intento de censura” hacia su obra.

La exposición ‘Resistencia Doméstica’, que pudo visitarse en la Casa de la Cultura de Azuqueca durante las fiestas de septiembre, expresaba un mensaje muy ideologizado del joven artista Alberto Centenera, que ha expuesto incluso en el extranjero, sobre asuntos de actualidad como la crisis, los recortes sociales o la Iglesia. Suponía una visión ácida y con algunos montajes en los que combinaba imágenes clásicas (por ejempo de Jesúcristo o ‘Los fusilamientos de La Moncloa’ de Goya) con elementos propios.

Cultura EnGuada se ha puesto en contacto con el artista, que asegura estar alegre por el archivo de la denuncia contra el Ayuntamiento: “era lo que se espera desde el principio”. Aunque recuerda que la denuncia no iba directamente contra él, “no es lógico denunciar una exposición y pretender que el autor no se sienta aludido”.

En ese sentido, considera que el comportamiento del grupo de la oposición le ha perjudicado: “Está claro que aunque se me haya dado una publicidad momentánea, esto me ha perjudicado y me acompañará durante mucho tiempo, pero no pido que me pidan perdón, porque el perdón no se pide, se da”.

Respecto al contenido de la muestra, insiste en las explicaciones que ya dio cuando la denuncia levantó una polémica que saltó incluso a los medios nacionales: “Se ha dicho que en ‘Resistencia Doméstica’ yo presentaba obras que suponían una ofensa para ideologías y creencias religiosas, y eso ha provocado que haya recibido quejas y amenazas de denuncia desde un sector católico extremista”, recuerda el artista.

En su caso, asegura que tiene la conciencia tranquila, aunque sí pide una reflexión al grupo del PP azudense. “Estoy muy tranquilo con lo que hice, lo sigo estando y después del archivo de la denuncia, quien la puso debe preguntarse si ha merecido la pena todo esto, y si actuó correctamente. Esto ha sido un penoso intento de censura, pero me quedo con el apoyo de la gente y con que al final ha quedado claro que no se puede usar la justicia para hacer callar a la gente o para tomar represalias contra lo que no nos gusta”.

Valoración del equipo de Gobierno

El portavoz del Equipo de Gobierno de Azuqueca, José Luis Escudero, ha señalado que “el auto viene a constatar lo que era evidente: que no existía delito alguno en el hecho de exhibir esa exposición en la Casa de la Cultura” y ha exigido a la concejala que presentó la denuncia que pida disculpas públicamente y de manera inmediata a todas las personas afectadas por su actuación.

“El PP sabía que no había delito alguno, pero utilizó el tema políticamente para hacer daño al alcalde, al Equipo de Gobierno y, ya de paso, al autor de la exposición, a su círculo inmediato y a los técnicos de Cultura. Si las disculpas no se producen inmediatamente, Silvia García debería dimitir porque habrá demostrado que no merece seguir representando a los ciudadanos de Azuqueca”, ha afirmado José Luis Escudero.